Como triunfar en tus propositos año nuevo para este 2020

Propositos año nuevo 2020

Llega final de año… Y nos surge si, ¿tenemos ya los propósitos de año nuevo? Sí, otro año que se acabe, y como piense los mil propositos año nuevo que tenía y que se han quedado en ideas, me deprimo. ¿No te pasa? Bajar de peso. Dejar de fumar. Ahorrar más. Salir menos… Pero piensas, este año me comprometo conmigo mismo y voy a hacerme una lista de propositos de año nuevo para 2020. 

Desde Psicología del Triunfo te damos las claves para que esos propositos año nuevo que llevas arrastrando años, por fin: sean realidad. ¿Te atreves? Después ya no tendrás excusas para hacer realidad tus propósitos  2020… Porque la finalidad no consiste en que hagas una lista sin más, sino tener claro en tu cabeza que los propósitos de año nuevo, es una manera, de guiar a tu «yo» a unos objetivos claros y bien definidos, por eso hoy te invitamos a que nos acompañes a realizar la lista de propósitos de año nuevo. 

El propósito de “bajar de peso” es de los más comunes, seguido de cerca por el de “ir al gimnasio” un par de veces en la semana, además de pagarlo religiosamente. Otro propósito de año nuevo que se repite mogollón es el del: “Sexo, sexo, sexo… What else?”, ¡éste me encanta! Mucho más divertido que el resto: leer más (o algo), beber menos, dejar de fumar, salir menos, no gastar tanto en ropa, zapatos, caprichos, tonterías… Estos últimos son los más aburridos, y no se cumplen más que el resto.

Si te pones a pensar la lista…, te deprimes, porque de los propósitos de año nuevo del 2019 hasta ahora, no hay ni medio cambio. Quizás mejoró algo al principio del año, pero después ha podido la rutina y estamos como siempre…

Y yo soy la primera que está así, porque vaya mierda de año que llevo… La báscula ha dejado de ser mi amiga, para ser como “Pepito Grillo”. En el gimnasio no saben ni quién soy del tiempo que hace que no piso. Y del Sexo, sexo, sexo… What else?, mejor no hablamos para no deprimirme más. Claro, que si tuviera más sexo y más gimnasio, la báscula sería más mi amiga… Bueno, ¡detalles!

En este artículo voy a darte las claves para que por fin tus propositos año nuevo, empiecen a ser una realidad que se mantenga en el 2020. No es magia, es sólo psicología, planificación, sentido común y dosis grandes de realismo.

¿Te atreves a hacer la lista conmigo?

¡Adelante! Este año 2020 va a ser el año de los propositos año nuevo que se cumplen, no de forma mágica (que sería estupendo y poco cansado), sino con la psicología y las claves que te damos desde Psicología del Triunfo.

Atrévete a hacerlo conmigo, y si ves que se pone cuesta arriba porque no sabes por dónde empezar tu lista de propositos, no dudes en levantar la mano y pedirnos ayuda en Psicología del Triunfo.

Propositos año nuevo: con metas alcanzables

«No hay nada peor que tratar de conseguir sueños inalcanzables, y acabar frustado y jodido… «

(Anónimo)

Propositos año nuevo

¿Qué aprenderás en este artículo?​

Aprender a vivir. 5 claves para vivir de forma plena

Que sí, que hay que tener sueños… pero hay que saber diferenciarlos de las realidades y las metas alcanzables.

Lee este artículo, y terminarás el 2020 con la lista completada.

¿Te atreves?

Aquí va la lista de las cosas que tienen que cumplir tus propósitos. 

Ni más, ni menos que estas 5 cosas… 

    1. Específicos.
    2. Medibles.
    3. Alcanzables.
    4. Realistas.
    5. En un tiempo determinado.

El método SMART… no inventamos la rueda: la usamos!!!

Porque una lista, no deja de ser eso: una puta lista, que no va a ningún sitio…

¿Y si te cuento cómo ponerle magia y que funcione?

Pues sigue leyendo, y serán tus propósitos 2020, una lista de realidades.

¿Te atreves?

A por todas… cuando llegues aquí, serás el rey y la reina del mambo… No te quiero adelantar más.

Ahí lo dejo…

propositos año nuevo

Propósitos 2020: lista loca

Se acaba el año y seguro que estás echando la vista al 2019, igual que estoy haciendo yo estos días, y te das cuenta de todo lo que pensabas haber hecho, y estás viendo todas esas cosas que se han quedado pendientes para el 2020. O para el 2021, o para ¿nunca?

Puede que “te sientas de lo peor” por no haber llegado a todo lo que querías las navidades pasadas. Súmate a la lista, que así estamos todos… Lo que seguro que vas a hacer antes de ponerte con la lista del 2020, es hacer el balance del 2019.

Mirarás atrás, verás dónde estabas las navidades pasadas, ahí empezarás a calcular dónde querías estar hace 1 año, y dónde has llegado.

En ese momento, empezarás a pensar qué cosas quieres para el 2020, porque esta vez: sí que sí, que vas a conseguirlo.

La lista será parecida a la del año pasado, pero mucho más realista:

  • Bajar dos tallas de ropa.
  • Ir al gym 2 veces a la semana, hasta 3 algunas semanas.
  • Encontrar al hombre de mi vida / a la mujer de mis sueños.
  • Leerme 1 libro al mes.
  • Encontrar un trabajo mejor, que me paguen mucho más que ahora.
  • Volver a enamorarme, sentir, llorar, vivir y que, si me rompen otra vez el corazón, sea por haber querido con toda el alma.
  • Tener un hijo / una hija / un perro / un gato…
  • Comprarme un coche chulo de verdad, de esos caros y que hacen ruido.
  • No ponerme mala en todo el año.

 

Seguro que en esta lista loca hay alguna cosa que te cuadre para la tuya, o incluso ¡muchas!!!

Es muy bueno hacer una lista loca donde pongas las mil ideas y deseos que tienes, los de verdad, aunque sean las cosas más absurdas del mundo y sepas que tus amigos te colgarían de los pulgares cuando leyeran las primeras 2 cosas… Si es lo que te pide el cuerpo, lo que te molaría tener para el 2020, date el lujazo de soñar un rato. Sueña que las cosas de tu lista han pasado, y las tienes…  Disfrútalo…

Está bien. Mírala un par de veces y disfrútala como lista loca, porque es eso: las ilusiones que te gustaría que se cumplieran en el 2020. Sólo eso: ilusiones.

Ahora sí ha llegado el momento. Coge tu lista loca, pégala a la puerta de la nevera con el imán que te regalaron, y ponla que no se vea demasiado… sólo el título que asome un poco.

Ale, pues olvídate de ella hasta el año que viene, que ahora voy a ayudarte a hacer la lista de propósitos año nuevo. La lista de las cosas que sí vas a hacer en 2020.

¿Empezamos?

Elige tus propositos año nuevo con realidad

«Otro año más que pagué el gimnasio, y no me hizo nada.

El próximo año, probaré a ir…»

(Anónimo)

Propositos año nuevo

¿Cómo hacer una lista de propósitos?

La lista loca te ha puesto en el sitio mágico que estás todos los años a estas alturas. Está muy bien, pero ya has visto que eso no te lleva a ningún sitio…

Por eso, este año va a ser distinto.

Desde Psicología del Triunfo, vamos a ayudarte a plantear tus propósitos año nuevo de una forma que sí vas realizarlos ¿Cómo? Muy “sencillo”: haciendo que los propósitos y las metas que te plantees para 2020, sean cosas que realmente pueden ser cosas realizables.

Si te planteas ir a la luna, ya te digo que no vamos a conseguirlo.

Si te planteas sonreír, muy mal se tiene que dar para que no lo consigas.

¿Cómo hacer entonces una lista de propósitos que triunfe? Pues aplicando la metodología SMART, que así dicho queda súper chulo, pero que además es muy útil. Lo que viene a contar este método es que para el 2020 tenemos que buscar propósitos que cumplan lo que en inglés dicen: Specific o específicos, Measurable o medibles, Achievable o alcanzables, Realistic o realistas, y Timely o que se puedan llevar a cabo en un tiempo determinado.

Para empezar, nada de mil propósitos. Aunque te salga una lista de 10 cosas que tú sabes que te molaría y podrías conseguir, corta en las 4 que más te gusten. Olvídate del “yo puedo”, “lo tengo súper claro”, “si me esfuerzo, puedo con esto y más”… Es verdad todo eso, pero el camino es largo y un año entero da para mucho.

Si para marzo te has pulido los 4 propósitos año nuevo, pues recuperas este artículo, y ¡te pones 4 más que se te ocurran!!!, pero de momento hazme caso y ponte: sólo 4.

Perfecto, pues vamos a ver qué tienen que cumplir los propósitos para el año nuevo 2020. Recuerda de cabeza las cosas que tenías en tu lista loca, y empieza a darle forma a estas ideas.

Mira cómo tienen que ser los propósitos año nuevo:

  1. Specific – Específicos:

Nada de propósitos ambiguos, porque si no está claro qué buscas, ¿cómo vas a conseguirlo? Así que lo de “conseguir un trabajo mejor”, cámbialo por un “conseguir un trabajo donde me paguen un 20% más”, por ejemplo.

Otro propósito súper específico para 2020 puede ser: “dejar de fumar”. Y ahí queda claro que es “fumar cero cigarros, ni de borrachera”. Claro, concreto, específico, sin ambigüedades.

Además, elige las palabras con las que vas a escribirlo en tu lista de propósitos año nuevo. Todo sencillo sobre “qué vas a conseguir”.

  1. Measurable (Medibles)

Tus propósitos año nuevo tiene ser algo que se pueda medir. Por ejemplo, no puedo decir “quiero ser feliz en 2020”, pues a lo mejor lo soy en agosto del 2020, pero no hay forma de medirlo y saber cómo soy de feliz.

Pues eso: cosas medibles. Como lo de encontrar un curro en el que me paguen un 20% más que ahora. Eso se puede medir perfectamente… O no fumar nada en 2020.

Otros propósitos pueden ser complicados de medir también, como “encontrar al amor de mi vida”… en fin, en estos casos, es mejor ir a cosas más concretas que pedirse para el 2020. Ni príncipes azules, ni princesas rosas…

 

  1. Achievable (Alcanzables)

Nada de metas inalcanzables, ni pajas mentales… sólo cosas que sepas que pueden conseguirse.

A ver, que tiene que ser algo que te rete, porque si no te vas a aburrir antes de empezar y eso no mola, pero no puede tampoco irse de madre por ser demasiado difícil… Busca algo que puedas conseguir.

Tú ya sabes qué cosas se te dan bien, con lo que puedes y con lo que te cuesta Dios y ayuda… Por ejemplo, yo odio nadar, pues no me pondré como propósito ganar los 100m mariposa en 2020.

Alé!, échale una pensada a la lista loca, a ver si se salva algún propósito de la quema, y podemos re-utilizarlo para la lista de verdad.

 

  1. Realistic (Relevantes o Realista)

Nada de sueños irrealizables… Que somos mayores ya, para saber qué cosas sí podemos hacer, y cuáles son tontería plantearse.

Si me pongo la meta de perder 5 kilos en 2 meses, oye, que a lo mejor lo consigo…, pero mejor me la pongo a lo largo de 6 meses para triunfar. Si digo que voy al gym todos los días, pues ya te adelanto que va a ser un fracaso seguro. Si trato de ir un par de veces a la semana, las semanas buenas, ahí seguro que lo consigo.

Pues eso: elige metas realistas, nada de sueños que te gustaría. Eso para la lista loca, que mola también pero no aspiras a cumplirla.

¿Más ejemplos? Encontrar el hombre de tu vida o la mujer de tus sueños. Así dicho, mola un montón, pero luego entras en Tinder y vas de chasco en chasco… Es ahí donde vuelves a usar la lista loca

Pues plantea como objetivo conocer personas interesantes, y seguro que así el propósito de año nuevo lo cumples. Y si para el mes de junio te das cuenta de que hay alguien que merece la pena, pues ya vas súper feliz de la vida.

Y nada de tirar la toalla en febrero, que hay un montón de personas interesantes, y quizás con alguna te apetezca seguir quedando después de las primeras citas. ¿Quién sabe?

  1. Timely (Calendarizadas)

Súper importante también, porque el año tiene los días que tiene, y no es plan de esperar una vida para conseguir las cosas.

Si te planteas que vas a montarte un negocio nuevo, marca los tiempos lógicos en los que desde el sentido común puedes conseguir pequeñas metas. Sin ponerte presión, y sin dormirte en los laureles.

Pretender perder los 5 kilos en 2 meses a lo mejor es súper posible, pero tendrías que cambiar un montón de cosas en tu vida, y a lo mejor ahora no te apetece cambiar tantas… Así que, pon plazos lógicos.

Métete algo de presión, sí, pero sin agobios ni malos rollos. Y si ves que se está haciendo súper cuesta arriba, revisa los plazos y los adaptas a la realidad.

Si quieres ahorrar 1000€ al mes, y ganas 700€… pinta mal. Si te planteas ahorrarlos a lo largo del año, ahí sí puede que llegues a tu objetivo.

Objetivos lógicos, en plazos razonables. Ésa es la clave.

Vale, ya tienes la lista con las cuatro cosas que quieres. Sólo cuatro… ni uno más. Y la tienes bien preparada, con sus plazos lógicos, sabiendo que son cosas que sí puedes conseguir y además quieres hacerlo.

Tienes también la lista loca que la has puesto en la nevera, sujeta con el imán y sin que se vea mucho… es necesaria, pero las ilusiones y los sueños inalcanzables se los dejamos a los de Disney.

¿Quieres saber el último paso?

Pues ponerle la magia la lista de propósitos año nuevo, ese ingrediente que te a hacer que los consigas…

¿Sigues leyendo conmigo?

propositos año nuevo

Propósitos de año nuevo, una guía para tu 2020

Poner magia a la lista de propósitos

¡Vamos a ello!!!

Ahora que ya has leído esos 5 requisitos que tienen que cumplir tus propósitos año nuevo, y tu súper lista con los 4 propósitos que te dicen qué quieres hacer, ha llegado el momento definitivo…

Lo tienes casi todo, porque ahora viene la parte en la que tienes que pensar dos cosas más, lo que hace la magia de todo esto. La magia de verdad.

Ahora tienes que pensar y escribir después estas dos preguntas mágicas:

  • ¿Para qué quieres conseguirlo?
  • ¿Cómo vas a lograrlo?

Pues en esas dos preguntas está la magia. El “para qué” va a ser el motor que te haga conseguirlo, de veras, porque cuando sabes para qué haces las cosas, todo es más fácil y motivador.

¿Para qué quieres hacer (…) ?

Para sentirme mejor conmigo misma, por ejemplo.

Y el “cómo vas a lograrlo”, marca el camino para conseguirlo. Aquí es importante no agobiarse, porque los pasitos tienen que ser cortos y constantes. Si quiero ir 3 veces en semana al gimnasio, el “cómo” será: aprovechando la hora de la comida de los lunes, miércoles y viernes, y llevarme un bocata de casa para comer algo de camino al gym.

Ése es el “cómo”, el camino que me da la pista sobre los pasos.

Es fundamental saber el para qué, el porqué quieres hacer las cosas y cómo vas a hacerlas, porque la motivación es básica para moverse. Cuando se tienen momentos de “lucidez”, es cuando hay que describir el camino que hay que seguir para lograrlo. Esos pasos que, uno tras otro, nos van a llevar a conseguir los objetivos.

Se puede llegar a cualquier sitio, pero tendrás que dar un paso primero y después otro, y así hasta recorrer el camino completo. Nada de ir andando como los pollos sin cabeza…, a menos que te guste perderte por el camino.

¿Sabes hacer esta parte? Si sabes, adelante y a por todas desde hoy mismo.

Si te cuesta, escríbenos con tus propósitos y, desde Psicología del Triunfo te ayudaremos a hacer ese camino con el “paso a paso” que tú necesitas, porque ¡puedes conseguirlo!

Estoy deseando ver tu lista de propósitos para el 2020, la de propósitos año nuevo que a todos nos gusta imaginar, y que esta vez por fin se va a hacer realidad.

Es tu momento… ¡Ve a por todas!

Propósitos año nuevo, una guía para tu 2020

Conclusión

Mola que después de haber leído el artículo entero, estés viendo las conclusiones para ver si algo se escapó… no se te ha escapado nada: tienes las ideas súper claras ahora.

Has hecho balance del 2019 y, mirando atrás has visto todo lo que has aprendido del año que se acabó.

Después has hecho tu lista loca, imaginando las mil cosas que te gustaría conseguir, tus ilusiones, tus sueños… todo lo que molaría. ¡En la mía va que me toque el Euromillón y me quite de trabajar para siempre!!!!

Después la has puesto en la puerta de la nevera, y has empezado a ver qué tienen que cumplir los 4 propósitos del 2020 que sí vas a cumplir, porque quieres hacerlo y es posible.

Esa lista cumple 5 requisitos súper importantes:

    1. Son específicos y concretos, nada de cantos de sirena o cosas imposibles.
    2. Son medibles, porque de nada sirve ponerse objetivos que no se pueda medir si se están consiguiendo o mejorándose.
    3. Alcanzables, que lo del Euromillón suena muy bien, pero no hay quien se crea que lo alcanzo en 2020… ¡Cosas lógicas!!!
    4. Realistas, más de lo mismo… que quiero estar una 36, pero con este cuerpo serrano y comiendo con la alegría que lo hago, con perder unos kilos sería más que feliz.
    5. En un tiempo lógico y determinado, para no acabar con mal rollo porque pasan los días, y los meses sin conseguirlo.

 

¿Qué te ha parecido?

¡Vamos a ello! Quiero tu lista de propósitos en los comentarios, y si quieres compartir también la lista loca, ¡nos echamos unas risas juntos!!!, que la mía tampoco tiene desperdicio.

¡Adelante! Que la psicología del triunfo te acompañe…

····

Si este artículo te ha parecido interesante y guay, haz clic en alguna de las redes sociales de abajo para compartirlo y ayudarnos a llegar a más gente y que todos podamos disfrutar de

«Aprender a vivir. Las 5 claves» 

 

Aprender a vivir. Vivir la vida


¡Mil gracias de antemano!

¡Compártelo!

Juguetes sexuales para parejas: La guía 3.0 sobre juguetes sexuales

juguetes sexuales en pareja

Contarle que quieres usar juguetes sexuales en pareja, no es un tema sencillo de hablar. Cuando por fin te atreves a hablar sobre los juguetes sexuales para parejas, sacas el tema… ¡Fú! En ese momento en el que tienes a tu pareja mirándote con los ojos como platos, y no sabes ni cómo empezar, ni cómo seguir… Imagínatelo. Juguetes sexuales para parejas, un tema que a todos al principio nos cuesta proponer porque en algunas parejas se ha convertido en un tema tabú pero que realmente, en determinadas ocasiones nos apetece experimentar. Aquí descubriras que tipo de juguetes sexuales existen, tanto juguetes sexuales de uso individual la sean dildos, vibradores, succionadores, etc. Como juguetes sexuales que se pueden utilizar en la pareja, y si aún no has llegado a ese ponto con ella, te explicamos de manera sencilla como comunicarselo a tu pareja. 

En Psicología del Triunfo, a Miguel y a mí nos gusta traer a nuestro blog los temas que nos van surgiendo en consulta cada semana, y éste es uno de los que más nos habéis pedido.

Hay bastantes artículos científicos sobre el tema, pero hemos querido dejaros algunos de los más referenciados en la comunidad científica

La pregunta más repetida ha sido:

¿Cómo le cuento que me apetece que usemos juguetes sexuales para pareja, sin que me mire como si fuera… lo peor de este mundo?

«¿Es sucio el sexo? Únicamente si se hace bien

(Woody Allen)

Juguetes sexuales para parejas: esos juguetes  que animan la relación

¡Tabúes fuera!

Vivan los juguetes sexuales para parejas! Vamos a ver este tema “tan difícil” para mucha gente, porque no hay necesidad de limitarse en las relaciones de pareja. ¿Por qué poner límites a pasárselo bien, a disfrutar, a la satisfacción…, si puede disfrutarse aún más en pareja? Abre tu mente, y verás cómo se te ocurren mil juguetes sexuales para parejas que puedes usar: vibradores, bolas chinas, dildos…

Cualquier juguete sexual puede usarse en pareja, y es una puerta que se abre a experimentar y a disfrutar, en mil formas nuevas a lo que conoces. ¿Por qué no hacerlo entonces?

Hablando con mi amigo Enrique sobre el tema, me comentaba que es delicado para algunos hombres, que su pareja pueda plantearles usar juguetes sexuales para parejas en la cama, porque podría hacerle pensar que se está cuestionando su hombría…

Cuando me lo contó, me quedé pensando un rato, porque como mujer es una idea que jamás me había pasado por la cabeza… Él el cambio me decía, que el pensamiento era:

Si hace falta un juguete, ¿será porque yo no le valgo…? ¿No soy capaz de satisfacerle como antes? ¡Oh!, ¡Dios mío, ya no le gusto como antes!

Y seguro que, en muchos casos esta creencia irracional e inconsciente, está detrás de rechazar de primeras la idea de usar los juguetes sexuales para parejas.

Enrique además añadía, que algunos hombres sentían que debían ser ellos los que consiguieran que sus parejas llegaran al orgasmo mediante la penetración, vamos: “misión imposible” en muchos casos. Aquí me viene a la cabeza uno de los artículos que escribí para Psicología del Triunfo, hace ya unas semanas sobre el orgasmo femenino.

Ese artículo ha sido uno de los más referenciados en foros y búsquedas, porque habla de juguetes sexuales para parejas con claridad. Efectivamente, sólo con la penetración es bastante complicado alcanzar el orgasmo, así que es mucho más sano no obsesionarse con este tema y disfrutar de otras formas de alcanzar el maravilloso orgasmo femenino, o el masculino, ¡que los juguetes sexuales para parejas no son patrimonio de las féminas!

Cuando se usan juguetes sexuales en pareja, disfrutando y sin pensar que se usan porque no consigues llevar a tu pareja al orgasmo, el juguete empieza a ser un aliado para conseguirlo, y empieza a darse un nuevo sentido a los juguetes sexuales para parejas. Una liberación…

¿Te atreves a ver desde la psicología, cómo superar esos tabúes que hasta ahora te impedían disfrutar de nuevos caminos?

¿Quieres disfrutar en pareja… o en solitario?

¿Te animas a usar juguetes sexuales para parejas que te ayuden a alcanzar el orgasmo, a liberarte y a disfrutar aún más?

¿Quieres saber cómo se puede jugar, sin que el límite esté en ti?

¿Puedes no pensar en si está bien o mal usar esos juguetes sexuales para parejas, y disfrutarlos?

Desde Psicología del Triunfo vamos a abordar este tema, para ayudarte a sentirte libre en tus relaciones, para que de este modo seas más tú, y vivas de una forma más plena y feliz.

¡Adelante!

¿Qué aprenderás en este artículo?​

Juguetes sexuales para parejas: esos juguetes sexuales que animan la relación

Aquí comenzaremos a dar las principales pinceladas de qué son los juguetes sexuales, y cómo usarlos tanto en solitario como en pareja. 

¿Qué vas a aprender usándolos?

¿Sabes qué te va a aportar usarlos con tu pareja?

¡Tabúes fuera!

Llega el momento. Quieres comentárselo y que de una vez por todas, empecéis a usarlos.

…Houston! Por dónde empezar?¿??¿ 

    1. Primero: ten claro qué juguete sexual quieres usar.
    2. Segundo: elige el momento más adecuado para tratar el tema.
    3. Tercero: no compres el juguete sexual hasta que los dos estéis convencidos.

No quiero quitarte lo más importante… así que te animo a leerlo hasta el final.

Cuando termines sabrás cómo molan los juguetes sexuales, y cómo hablar de ellos con tu pareja.

Dime que no tienes ganas de llegar hasta el final…

 

Juguetes sexuales en solitario y en pareja

Juguetes sexuales en pareja. Animan la relación. Reactivan el deseo

La primera experiencia con los juguetes sexuales para parejas, puede venir en solitario, porque seas una persona súper atrevida, que se compre su primer juguete y se ponga a ver cómo funciona aquello… aunque lo más habitual, es que haya sido tu pareja o alguien súper cercano (como algún amigo o amiga), quien te haya animado a comprarlo, te haya explicado cómo usarlo, y te haya despertado el “gusanillo” de lo que mola.

En internet hay mil opciones para hombres y mujeres, incluso packs con juguetes sexuales. Los más vendidos son: balas vibradoras, vaginas, fundas para el pene con distintas texturas, huevos vibradores, cadenas anales, anillos vibradores para el pene, juegos de mesa que vayan guiando a la pareja sobre qué hacer con el resto de juguetes, bolas chinas, bolas anales, lubricantes, estimuladores prostáticos… Y otros complementos para el juego como máscaras, pinzas para pezones, collares, esposas, látigos, cuerdas de algodón, mordazas, velas, vino, aceite de masajes (con efecto calor o con efecto frío) … y por supuesto, preservativos.

 Como esto se trata de un tema muy visual, me gustaría tratarlo en un artículo exclusivo para esto más adelante, por ahora os dejo con este vídeo que os va aclarar muchas dudas para los principiantes y principiantas de este tema:

Sin juzgar ni tratar de entender por qué otros pueden usar juguetes sexuales de los que jamás has oído hablar, empezar a escuchar sus nombres es una forma de abrir la mente y empezar a no ver como algo tan raro estos temas.

Los juguetes sexuales para parejas te permiten conocer mejor tu cuerpo y aquello que te gusta. Tomarte tiempo a solas, te puede ayudar a descubrir el camino hacia el placer en tu cuerpo.

Y lo que es indudable es que, cuanto mejor conozcas tu cuerpo y lo que te da placer, más fácil te será guiar al otro cuando tengas relaciones compartidas. Sólo así podrás decirle sin dudar qué tecla hay que tocar en cada momento. Jugar previamente con los vibradores y los demás juguetes sexuales para parejas, es la diferencia muchas veces entre saber qué te gusta y no saberlo.

Que sepas disfrutar del cuerpo es fundamental, y también lo es que seas capaz de explicárselo cuando estáis en la cama. ¿Y si el camino que conoces para llegar al orgasmo, pasa por usar juguetes sexuales para parejas? ¿Y si la intensidad de los orgasmos es mucho mayor cuando los utilizas? En estos casos, tendrás que pensar seriamente cómo contarle que los juguetes sexuales tienen un sitio en vuestra cama…

Cada día es más normal hablar sobre la sexualidad y el uso de juguetes, y debe lucharse por defender la idea de que los juguetes sexuales para parejas no son sustitutivos, sino complementos en la pareja.

Y además ayudan a experimentar y a conocer mejor el cuerpo, siendo súper positivo después cuando se le quiere explicar al otro por dónde debe ir.

¿Qué más se consigue con los juguetes sexuales para parejas? Salir de la rutina, porque en pareja se tiende a estancarse y repetir aquellas cosas que se sabe que gustan, y se suele entrar un poco en lo “de siempre”. Los juguetes sexuales para parejas permiten experimentar nuevos caminos que no se conocían, y después se puede decidir si volver a recorrer ese camino o no.

Cómo hablar del tema con tu pareja

Tener una vida sexual plena y satisfactoria, repercute positivamente en tener una buena salud mental, física, mejor humor, además de mejorar el sistema inmunológico, y por supuesto, ayudar a reducir el estrés diario.

La sexualidad debe partir desde el respeto hacia uno mismo y hacia los demás, y desde el no juzgar y no juzgarse. ¿Por qué insistir en esto? Porque ahí aparecen los tabúes y los pensamientos limitantes que en muchos impiden utilizar los juguetes sexuales para parejas como parte del juego de la satisfacción.

Es el momento de que identifiques cuáles son tus creencias limitantes, ésas que te han estado rondando la cabeza tanto tiempo. Ahora puedes enfrentarte a ellas, volver a analizarlas y ponerlas en tela de juicio.

Ahora ya lo sabes:

No hay temas de los que no se pueda hablar.

No hay temas prohibidos.

No hay tabúes.

Lo que tampoco hay que olvidar es que mis límites no tienen por qué coincidir con los tuyos, y lo que a mí puede parecerme de Heidi, para ti puede ser lo peor… Por ejemplo, tú puedes necesitar experimentar relaciones con personas de tu mismo sexo, y para mí ser algo insalvable. O yo puedo querer estar con dos mujeres, y para ti ser algo que no soportas. Tengo mis límites. Tú los tuyos. Hablemos y veamos dónde estamos.

Por eso es tan importante hablar y escuchar. Comentar libremente lo que se piensa, con mucho cariño y eligiendo las palabras que sepas que no hacen daño ni ofenden. Sin juzgar. Escuchando. Dialogando…

Y siempre con mucho cariño y respeto, ir diciéndole a nuestra pareja qué cosas sí queremos probar, cuáles no, ¡ni de coña! Cuáles podríamos llegar a probar más adelante. Qué juguetes sexuales para parejas queremos descubrir…

Hay que hablar mucho, con libertad y confianza. Y si en algún momento de la conversación sientes que te están juzgando: puedes decírselo, para llamar la atención sobre cómo te estás sintiendo. Todo de una forma tranquila y respetuosa, pero sin callarte… Decirlo te hará sentir libre, porque estarás expresándote y poniendo límites. 

«¿Qué voy a hacerle yo si me gusta: el whisky sin soda… el sexo sin boda…»

(Joaquín Sabina)

Juguetes para parejas: esos juguetes sexuales que animan la relación

juguetes sexuales en pareja

Hoy en día internet nos ha abierto la puerta a las compras discretas. Antes había que ir a tiendas físicas donde te podía ver entrando la vecina de tu madre, y en cambio ahora puedes comprar desde el sofá de casa, mientras charlas con tu pareja de qué juguetes sexuales para parejas os apetecer probar este finde.

Por internet todo es más discreto, aunque al virtualizar se pierde el poder tocar y hablar con el de la tienda, para que te recomiende. Porque hablar con los dependientes y dependientas de estas tiendas físicas ¡es una maravilla! Te explican con todo lujo de detalles los juguetes sexuales para parejas, y si vas en pareja… aún más.

Dejar atrás los tabúes y tener una buena educación sexual, ayuda mejorar la satisfacción. Además, gracias a los artículos científicos, a los blogs y a los mil artículos de revistas y webs como la nuestra, es más fácil que todos tengamos acceso a información que ayuda a dar visibilidad y dejar a un lado los tabúes.

Educación sexual.

Respeto por los gustos y experiencias de otros.

Juguetes sexuales para parejas y nuevas cosas que probar, en solitario o en pareja.

Otras formas de evitar la monotonía en la pareja, al margen de los juguetes sexuales para parejas o en solitario de los que habla este artículo, puede pasar por un sinfín de alternativas sexuales.

Seguro que ha oído hablar de locales de swingers, donde se realizan intercambio de parejas y cualquier combinación que encaje entre los que participen. También hay quien prefiere introducir a más personas en las relaciones, formando tríos u orgías, o pasar a relaciones abiertas donde cada uno mantiene relaciones con otras personas al margen de la pareja, o los que consumen porno para aumentar el deseo en la pareja…

Hay mil fórmulas para tratar de reactivar el deseo y dejar de lado a la monotonía, que termina llegando a la mayoría de las parejas con el paso del tiempo, pero siempre debe hacerse de la forma más trasparente posible con la otra persona.

Ambos deben estar de acuerdo, desde el respeto hacia uno mismo y hacia el otro siempre, y estando seguros de que nos sentimos bien cuando lo hacemos. Porque, aunque parezca obvio, a veces pensamos que nos harán sentir bien algunas cosas, y cuando al final nos ponemos a ello… son un desastre completo. Ser adulto y responsable, conlleva que a veces hay que “recular”, hablar claro y decirlo:

“Cariño, pensaba que podría hacer esto y, sin embargo, ahora que he dado el paso y lo he intentado no me siento bien. Prefiero dejar de hacerlo y por favor, espero que lo respetes, aunque puede que no lo comprendas ni lo compartas, pero no quiero seguir haciendo esto. De veras que lo siento.”

Si se te ha pasado por la cabeza que quieres probar los juguetes sexuales para parejas, desde Psicología del Triunfo podemos orientarte en cómo planteárselo y empezar a hablar del tema, porque de cómo se lo cuentes a tu pareja dependerá en gran medida, cómo lo va a afrontar… y de que quiera probar contigo.

Así que… ¡manos a la obra!

juguetes sexuales en pareja, y cosas nuevas

Llevas días dándole vueltas. Has practicado hasta con el espejo del baño, tratando de pensar qué le dirás y cómo va a empezar la conversación…

Tranquilidad.

Relax.

Las pautas a seguir pueden ser las siguientes…

1. Tener claro qué juguete sexual quieres en pareja

Primero mira un poco por internet, hasta que tengas más o menos claro cuál es el juguete sexual que quieres… el más adecuado. Infórmate sobre cómo funciona, y piensa en las ventajas que podría aportar en la pareja. Vas a ser el mejor comercial del “cacharro” y tienes que “venderlo”. La parte buena es que juegas con ventaja, porque sabes exactamente cómo es tu “cliente”… tu pareja! ¡Olé por ti!

 

«Pierde su consolador mientras bailaba en una máquina de juegos».

En la Jungla. La chica estaba dándolo todo en la máquina de baile y se olvidó de que llevaba algo importante entre las piernas que no le gustaría compartir con los demás…

19

Juguetes para parejas: esos juguetes sexuales que animan la relación

2. Elige el momento más adecuado para tratar el tema

No te precipites…

Tómate tu tiempo y elige el momento más adecuado para tratar el tema: cuando sepas que vais a tener tiempo e intimidad para hablar de ello sin interrupciones. No te precipites. No lo enfoques como que la relación estuviera en un punto de monotonía, y esto fuera “la salvación” … sino como que el juguete sexual va a aportar nuevas formas de disfrutar juntos.

 

3. Es importante decidir entre l@s dos cuándo comprar el juguete sexual

No compres el juguete sexual hasta que los dos estéis convencidos de querer introducir ése nuevo elemento. ¡Sin precipitarte!

Es distinto si tú ya tienes juguetes sexuales para parejas y los utilizabas antes de comenzar la relación… en ese caso, puedes llevarlo directamente el día que decidas hablar de ello. Siempre viendo si es adecuado o no sacarlo, no sea que la conversación necesite de más tiempo.

Es importante que plantees el tema como lo que es: usar juguetes sexuales para parejas es una forma de estimularse, y con ello de alcanzar nuevos niveles de placer sexual. Todo ello, dentro de la intimidad y de la confianza que tienes con tu pareja, y sobre todo, dentro del marco de tu relación.

Sin tabúes

El problema en muchas ocasiones es que, al hablar por ejemplo de usar juguetes sexuales en la pareja, sientas que te está juzgando y valorando si lo que dices es bueno o no, o si es “moral” o no…

¿Qué pasa en ese caso? Pues lo normal es que, si te hace sentir mal o con incomodidad, es probable que no vuelvas a sacar el tema más. Dejarás de exponerte de forma tan abierta, y si sigues con ganas de probar, lo harás en solitario… Una pena, porque en pareja se multiplica el placer.

No hay vergüenza.

No hay motivos para callar.

Debes hacerlo de forma abierta y libre, siempre con cariño y respeto, sin miedo a que te juzgue nadie.

 

Puedes defender lo que piensas, porque hablar de estos temas con tu pareja, ayuda a normalizar y a liberarte de las creencias limitantes.

En Psicología del Triunfo sabemos que tu liberación, pasa porque hables de los tabúes. Con tu pareja. Con nosotros. Con tus amigos. Con quien te dé confianza y te haga sentir bien, en zona segura.

Es tu momento…

Conclusión

Vamos a repasar todo lo que has aprendido en este artículo.

En primer lugar, has aprendido cómo vivir una sexualidad plena, con libertad y desde el respeto hacia ti y hacia tu pareja, es fundamental. Desde ese pensamiento liberador, puedes empezar a construir.

Después hemos visto cómo es importante descubrir qué te gusta en tu cuerpo, y cómo alcanzas el placer y la satisfacción. El auto-conocimiento es muy importante, y requiere de tiempo con uno mismo. Cuanto mejor conozcas tu cuerpo, más fácil será que después guíes a tu pareja sobre qué tiene que hacer, dónde y cómo… y los juguetes sexuales pueden ayudar mucho en este camino.

Cuando ya tienes claro cómo responde tu cuerpo, es el momento de compartirlo con tu pareja. Elegir el mejor momento para compartirlo es fundamental. Saber qué decir y cómo decirlo: la clave del éxito.

En este punto, desde Psicología del Triunfo te hemos dado las tres claves que necesitas:

  1. Primero elegir cuál es el juguete sexual más adecuado. Una vez identificado: aprende cómo se lo vas a vender a tu pareja. ¡Tienes que triunfar en la “venta”!!!
  1. Segundo: elige el momento perfecto para hablar de ello. Sin prisa. Tomándote tu tiempo para contarle que quizás usar juguetes sexuales para parejas pueda ayudaros a encontrar nuevas formas de disfrutar juntos. Más diversión. Más risas compartidas.
  1. Tercero: llega a acuerdos antes de lanzarte a comprarlo. ¡No te precipites!

Disfrutar de las relaciones sexuales, en solitario o en pareja…

Y disfruta con los juguetes sexuales para parejas…

Lo más importante: ríete mucho en la cama, porque la sexualidad es divertida y liberadora, y desde el respeto y el cariño, los tabúes deben quedarse fuera del maravilloso mundo de la satisfacción.

¿No tienes ganas de empezar a experimentar?

¡Vamos a ello!, y disfruta.

juguetes sexuales. Hablar

¡Adelante! Que la psicología del triunfo te acompañe…

····

Si este artículo te ha parecido interesante y guay, haz clic en alguna de las redes sociales de abajo para compartirlo y ayudarnos a llegar a más gente y que todos podamos disfrutar de «Juguetes para parejas: esos juguetes sexuales que animan la relación«

¡Mil gracias de antemano!

¡Compártelo!

Cómo superar la ansiedad: 5 técnicas científicas

Como superar la ansiedad

Saber cómo superar la ansiedad y el estrés, sería súper guay porque te ayudaría a vivir mejor de lo que vives y a ser más feliz, ¿verdad? Pues en este artículo Miguel y yo, desde Psicología del Triunfo, te lo explicamos y además te damos las 5 técnicas que necesitas para controlar y superar la ansiedad. Se trata de una guía sencilla y que todo ser humano viviente y que pueda seguir este artículo hasta el final, podrá hacer.

Dime que no estás ya deseando leerlo…

Seguro que no soy la primera persona a la que conoces, que ha tenido un ataque de ansiedad.
Lo mismo hasta te ha pasado a ti, y sabes lo que es tener los síntomas de la ansiedad.

De repente un día empiezas a agobiarte, sin ningún motivo especial…, y es un auténtico infierno que ya no se te olvida, y que te deja con el mal rollo en el cuerpo durante mucho tiempo.
Porque no tienes trabajo ahora. Porque te han dejado. Porque estás al límite. Porque estás de los nervios. Porque tienes un jefe que no hay quien le aguante. Porque sospechas que te la está pegando. Porque no llegas a fin de mes. Porque no consigues lo que quieres. Porque tienes un ex que te hace la vida imposible. (…) ¿Sigo?
El resumen: porque algo no te cuadra en la vida, y tienes un estrés encima que te está matando en silencio.

Pues no era un día especial para nada. No estaba peor que otros, pero noté que empezaba a acelerarme. 

Respiraba más rápido, pero era súper raro porque parecía que ¡no me entraba bien el aire y me ahogaba!

Y no molaba nada, porque empecé a agobiarme mogollón.

Y entonces me entró el miedo, me sentía súper mal y no sabía qué pasaba. Pensé que estaba muriéndome o algo así. 

Tía, pensarás que estoy medio loca, pero ¡me pasó como te lo cuento!

Empecé a sudar, a tener escalofríos y tembloresEl pecho me pesaba un montón. 

Me mareaba. Me ahogaba. Tenía ganas hasta de vomitar.

…me quedé tocada un tiempo, porque fue toda una movida…

 

Este testimonio responde a una persona que ha pasado por un ataque de ansiedad y lo que cuenta son los síntomas de la ansiedad.

Estos síntomas se referencian en muchos artículos científicos, pero he querido destacar una fuentes médica especializada, como la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU., por cómo lo explican.

Desde Psicología del Triunfo consideramos que es súper importante hablar de la ansiedad, porque al final todos terminamos pasando por algún momento difícil en la vida, que nos puede llevar a esto… Mejor estar preparados.

– Hola, venía hoy al curso para manejar la ansiedad..

– Es mañana.

(Anónimo)

Cómo superar la ansiedad

¿Y qué mejor manera de combatirlo que entendiendo el para qué nos pasa?

Porque nada es casual en nuestro cuerpo, y por raro que suene: el estrés es bueno, sólo que en su justa medida… y vamos tan desbordados, que el estrés es ansiedad, y a veces pasa la línea roja y llega a la depresión.

Entendiendo el origen y los porqués, es mucho más fácil saber cómo curar la ansiedad, y cuando acabes de leer este artículo sabrás mucho más de cómo superar la ansiedad.

¿Quieres descubrirlo con Miguel y conmigo?

¡Vamos allá!

¿Qué aprenderás en este artículo?​

Cómo superar la ansiedad: 5 técnicas científicas

Empezarás a entender para qué sirve la ansiedad, porque es útil y necesaria, ¡pero sin pasarse!

  • El estrés.
  • Ansiedad buena – Ansiedad mala.
  • El poder del pensamiento.

Créetelo! Con estas cinco técnicas puedes lograrlo.

Es fácil: 

  1. Cambiar el pensamiento – la emoción.
  2. Relajación diaria.
  3. Higiene del sueño.
  4. Ejercicio
  5. Adecuación de expectativas.

Cuando llegues al final del artículo serás capaz de gestionar la ansiedad, y podrás sentirte más libre y feliz.

Sigue leyendo… la llave del control, ¡está a tu alcance!

Así que aprovecha y no dudes en leer este artículo de  «Cómo superar la ansiedad: 5 técnicas científicas»

La ansiedad: ¿para qué sirve?

El cuerpo es maravilloso, y no hace nada porque sí.

Somos el resultado de miles de millones de años de evolución, y de la misma forma que en otro artículo de Psicología del triunfo hablábamos de las diferencias entre hombres y mujeres, ahora toca ver lo guay que funcionamos también en esto.

Imagina, como decía Punset en uno de sus programas de Redes (La receta para el estrés), que te persigue un mamut. Entonces sería normal que todo tu cuerpo reaccionara para salvarse.

En ese momento, todo tu cuerpo debería centrarse en huir y correr. Toda la sangre a los músculos, que serán los que te saquen de ahí. Paras la digestión. No gastas nada de energía en nada absolutamente. Dormir: lo justo; estamos alerta.

¿Si estabas malo? Olvidado, al menos de momento. El sistema inmunológico también gasta energía, y estamos centrados en salvar la vida. ¡Ya te pondrás malo después!, que ahora estamos salvándonos del mamut.

Como salir de la ansiedad y mejorar tu vida

¿A que mola tener un cuerpo que sabe cómo usar sus recursos para salvarnos del mamut?

Pues así es: cuando nuestro cuerpo detecta una amenaza, usa todo lo que tiene para salvarnos. Y de ahí vienen las malas digestiones, la falta de sueño, el saltar a la mínima… Y está perfecto el ratito del “mamut”.

Ahora que ya no hay bichos grandes que nos amenacen, nuestras amenazas diarias son otras: el jefe, el no llego a todo, los niños que nos desbordan, el ritmo frenético de vida…

El problema es que el cuerpo no está preparado para una amenaza mantenida en el tiempo. Sí para un sprint, pero no para una carrera de fondo.

Porque dejar el sistema inmunológico en un segundo plano durante unas horas, el cuerpo puede recuperarlo.

Pero, ¿qué ocurre si le haces creer a tu cuerpo que vives en un estado constante de amenaza?

Pues sin ser un gran científico experto en el tema, ya puedes adivinar que algo va a petar… porque así no se puede vivir.

¿A que ya vas entendiendo qué es el estrés y la ansiedad buena, y por dónde van los tiros de la ansiedad mala?

Sigue leyendo y además de tenerlo aún más claro, descubrirás cómo calmar la ansiedad, y mejor aún: cómo curar la ansiedad.

«No es magia…, es ciencia.

(Anómimo)

Cómo superar la ansiedad: 5 técnicas científicas





El estrés.

El estrés está en boca de todo el mundo, y parece que todo el mundo tiene algo de eso. Por el trabajo. Por los niños. Por la vida. Por la pareja… Hoy en día parece que si no tienes estrés, es que no estás vivo.

Pero si el estrés va subiendo de nivel, puede dar lugar a la ansiedad… ésa que nos complica la vida de verdad.

El estrés es el telonero de la ansiedad.

Así que, si quieres combatir la ansiedad según empieza a aparecer, lo ideal es empezar por el estrés. ¿Quieres saber cómo?

Seguro que, si lo piensas un momento, te vienen a la cabeza esos momentos que son como apretar el gatillo de una pistola.

En mi caso, uno de esos momentos es cuando tengo que ver a mi ex. Antes de que pase, según empiezo a pensarlo, me acuerdo de lo malísima que me pongo siempre cuando le veo y tengo que hablarle. Desde el momento en que lo pienso, ya me empiezo a agobiar… Me siento súper angustiada. Me pongo malísima. Mi vida es un infierno. Tengo ganas de salir corriendo. Me enfado con todo el mundo. Tengo ganas de llorar. (…)

Dime que no te suena todo esto…

Si lo has vivido, sabes muy bien de qué te hablo. Sabes lo mal que te sientes en esos momentos, pero mal hasta físicamente, como si estuviera con 40ºC de fiebre en un segundo. Y es una tontería porque si lo pienso un minuto, me doy cuenta de que no está pasando nada, soy sólo yo y mi cabeza dándole vueltas a algo concreto.

A lo mejor a ti te pasa con tu jefe, con tu pareja, con algún conocido. O te pasa cuando tienes que coger el coche, o entrar en un ascensor, o ir a un centro comercial, o salir a la calle… Cada uno tenemos eso que nos saca de quicio.

Cuando te cuento lo que siento, ¿ves lo que me pasa? Pues que yo solita me voy comiendo la cabeza de lo que va a pasar, y yo solita me agobio sin razón, porque la verdad – verdadera es que todavía no ha pasado absolutamente NADA.
Lo pienso todo súper dramático, y lo siento en mí como si fuera verdad, y empiezo a sufrir. Así que, ¿por qué no pensar cosas menos feas en mi cabeza, y así no me sentiré tan mal?

Pues ahí está una de las claves sobre cómo calmar la ansiedad, porque si no dejo que mis pensamientos me hagan daño y me agobien, no subirá la espiral del estrés.

Como superar la ansiedad relajándote



¿Te atreves a hacer la prueba?

No me queda otra: voy a ver a mi ex. Es un tonto a las tres, y eso no se lo quita nadie, sin embargo, no me queda otra que verle.
Voy a estar lo más educada posible, eso sí, ignorándole todo lo que pueda y más, y pensando en mis cosas para pasar al máximo del tema y de la situación.
En cuanto acabe, podré seguir con mi vida y no volver a verle hasta dentro de otro siglo, por lo menos.
Mirándole bien, ¡ojo lo que ha engordado y lo feo que está!

De un plumazo nos hemos cargado el estrés que nos tenía machacados, y estamos mucho mejor. No podemos cambiar el mundo para evitar la situación estresante, pero sí podemos calmar la ansiedad, teniéndola bajo control tan solo con pensar distinto a como lo hacíamos antes.

 

Ansiedad buena – Ansiedad mala.

¿Pero existe alguna ansiedad buena?

Pues sí, porque es una forma de diferenciar la ansiedad buena que nos hace sobrevivir y que mola sentir cuando vas corriendo delante de un mamut, de la ansiedad mala que nos descontrola, y hace que tengamos trastornos de ansiedad… ésa que no mola porque nos bloquea y hasta nos hace estar como enfermos.

Si lo que te provoca ansiedad te supera, puedes apoyarte en sesiones de psicología en nuestras consultas privadas de terapia presencial , o en las consultas de terapia online, también exclusivas para ti.
Si crees que tu camino pasa por un trabajo concreto con un psicólogo especializado en temas de habilidades sociales y seducción, desde Psicología del Triunfo también tenemos sesiones específicas en las que avanzarás mucho más rápido, porque se adaptarán a tus necesidades concretas.

 

El poder del pensamiento.

Lo que piensas es súper potente, hasta el extremo de que dependiendo de lo que pienses sobre algo, te sentirás de una forma o de otra.
Estás con un par de colegas tomando algo y charlando. Ves a alguien que te mola, y resulta que te mira, te sonríe, se acerca a ti… y cuando parece que te va a entrar, ¡pasa de largo! WTF!

Pueden haber pasado mil cosas:

  1. Que es miope, va sin gafas y te confundió con alguien conocido; al acercarse se dio cuenta de que no eras… casi se muere de vergüenza, y siguió andando para disimular.
  2. Que estaba vacilando con sus colegas y sólo quería reírse un rato.

La misma situación, y dos posibles pensamientos.

  1. Si piensas el primero, hasta te dará pena por la vergüenza que ha pasado.
  2. Si piensas el segundo, te vas a cabrear, a sentirte mal y puede que te amargue un rato de tu noche.

Así que una forma de curar la ansiedad desde el origen es controlar lo que piensas, porque así estará en tu mano cómo te sientes.
Si en el bar no terminó de acercarse y fue la cita de tu vida, mejor pensar que te confundió con alguien.

Así te sentirás bien, la emoción será positiva y no darás pie a empezar a sentirte con ansiedad.

¡Súper fácil cuando practicas!

Como superar la ansiedad. pensar. relajarse

Cinco técnicas científicas

Ahora sí que sí: las 5 técnicas para superar la ansiedad. Las que sí funcionan y puedes empezar a practicar desde hoy.

Ya tienes claro para qué sirve la ansiedad, y la diferencia entre la ansiedad buena y la mala, así que sólo quedan las 5 técnicas científicas para de una vez por todas empezar a combatir la ansiedad.

1. Cambiar el pensamiento – cambia la emoción.

Primer básico: si piensas de una forma buena para ti, te sentirás mejor y la ansiedad no empezará.

¿Y cómo se hace eso? Pues empezando por hacer una lista con las cosas que te provocan ansiedad. Aunque dé un poco de pereza empezar, tú puedes hacerla mejor que nadie.

Otra noche del finde sin planes, ni nadie que me llame para salir…

Joer, ni tengo pareja, ni hay nadie normal que me cuadre…

Los niños están insoportables.

No sé si sigue queriendo…

Joer… yo creo que me la está pegando.

Hace mil años que no tengo sexo, ¡ni bueno ni malo!

Y cuando tengas la lista hecha, empieza a contestarte a cada cosa, con pensamientos guays que te calmen. Seguro que se te ocurren otros, pero por ejemplo podrían ser:

Pasar la noche del finde sin planes me viene genial para descansar. Voy a mirar qué planes hay mañana en Meetup y así conozco gente nueva. ¡Qué suerte tengo!

¡Lo bueno de no tener pareja es que tengo un mundo de posibilidades por delante!!

Cuando los niños están insoportables y me sobrepasan, necesito respirar y relajarme, aunque tenga que encerrarme en el baño 5 minutos. Cuando yo me controle, todo se calmará.

Pues puede que no me quiera como antes… La verdad es que si lo pienso, yo tampoco le quiero igual. Le voy a dar una vuelta a esto y a ver qué hago con mi relación. ¿Quizás toca un Plan Renove como el de los coches?

Pues sí pinta que me la está pegando. Antes de liarla o tener un Drama Moment, voy a pensar qué quiero hacer con mi vida.

Sí que hace tiempo de la última vez que tuve sexo, la parte buena es que cuando toque… ¡voy a disfrutarlo como cuando tenía 15!!!

Ése es el secreto: Cortar la ansiedad de raíz. En el origen.

Ya tienes la primera clave: pensar distinto, pensar cosas buenas para ti, es la mejor forma de combatir la ansiedad.

¿Quieres más técnicas? ¡Adelante!


2. Relajación diaria.

Fundamental: cuando te alteras y estás de los nervios, es fácil que todo te afecte más. Estarás con más ansiedad, y vas a saltar a la mínima.

Pero, ¿y si vas como si te hubieras tomado un Lexatin?

Pues lo normal es que todo te dé más igual, saltes menos, y al final vivas más feliz. Así que no te dejes llevar por la locura del día a día, y dedícate un rato a relajarte.

No hace falta que te pongas a meditar como un iluminado, ni un gurú con las piernas cruzadas… Basta con que te dediques unos minutos al día a bajar el nivel de estrés. Puede ser mientras te lavas los dientes, que te concentres en lo que estás haciendo en ese instante, en cómo te lavas los dientes, o antes de dormir que te pongas a no pensar en nada, sólo dejar pasar los pensamientos que te vengan a la cabeza.

No hacer, para que la mente se relaje un poco, y baje tu nivel de estrés y de ansiedad.

Súper sencillo, ¿verdad? Y es la segunda de las 5 técnicas para combatir la ansiedad.

 


 

Ejercicio para superar la ansiedad


3. Ejercicio

Por mucha pereza que pueda darte al principio, hacer ejercicio es una de las mejores cosas que puedes hacer para calmar la ansiedad.

No hace falta que subas al Himalaya o te hagas un maratón… Con que hagas algo de ejercicio, empezarás a sentirte mogollón de bien en poco tiempo.

Prueba con algo que mole. Yo empezaría por el lindy hop, el swing o el fox trot. A lo mejor a ti te llaman más los bailes latinos, o apuntarte al gym tres veces por semana, o salir a dar un paseo.

Todo vale, siempre que cuando lo hagas estés haciendo algo de ejercicio que te mueva el cuerpo y te despeje un poco la cabeza.

Y si decides correr, como se indica en un montón de estudios científicos, será la bomba porque además crea mucha adicción por las hormonas que se generan y el buen rollo que te deja. De hecho, la actividad física está científicamente asociada a que disminuye la depresión y también la ansiedad (Dunn et al.,2001;Paluska y Schwenk,2000).

Así que, piensa un momento cuándo podrías encajar algo de deporte en tu diaria. Seguro que si le das una vuelta, encuentras ese pequeño hueco en el que poder dedicarte un rato.

Ésta es la tercera clave: hacer ejercicio, pero del guay, del que te mola y te apetece hacer. Así estarás más feliz, y estarás un punto más cerca de combatir la ansiedad.



4. Higiene del sueño.

Ya has terminado tu día y aún no te vas a dormir… Tonteas viendo El Hormiguero. Con una serie del Netflix que te mola un montón. La última temporada de esta serie que te recomendaron…

Mil historias que hacen que al final te duermas a las mil, y al día siguiente estás que no puedes con la vida. Con los nervios de punta, y saltando por cualquier cosa, porque el despertador ha sonado a la misma hora de siempre.

¿Te suena?

Pues corta antes, y ponte una hora límite para dormir, porque es súper importante tener una buena higiene del sueño.

Las pautas son sencillas, pero hay que hacer de ello un hábito.

  • Ponte una hora más o menos fija para acostarte.
  • Evita las cosas que te exciten a última hora como estar con la tele o con el móvil chateando.
  • Hazte tu ritual para irte a la cama, por ejemplo: dientes, baño, beber algo de agua, tus cremas…, lo que suelas hacer. Y mantén el orden porque así tu cabeza se irá preparando para coger mejor el sueño.

Si duermes bien y las horas suficientes, estarás menos irascible y el nivel de estrés y de ansiedad estarán más bajitos. Controlarás más y mejor las situaciones, y será más difícil que tengas un cuadro de ansiedad.

Calmar la ansiedad también se apoya en que tu cuerpo esté descansado y hayas dormido bien.


5. Adecuación de expectativas.

Sí, porque si esperas que las cosas sean de una forma y al final son de otra, es probable que entres en crisis…

Si yo pretendo que el chaval del bar de antes (el miope), que a mí me ha parecido súper ideal, sea el hombre de mi vida y me pida el teléfono sin conocerme, empiezo a tener un problema antes de empezar.

Si yo no tengo más expectativas que tomarme algo con mis amigas y charlar arreglando el mundo con una cerveza, pues estaré lejos de estresarme y acabar con ansiedad esa noche por volver sola a casa. Y de tener sexo, ni hablamos…

Ser realista sobre lo que sí puede pasar y lo que ni de coña va a pasar, es bueno para bajar el nivel de estrés, y combatir la ansiedad.

Si pretendo que mis hijos estén listos en media hora, acabaré estresada y con un ataque de ansiedad. Si les doy una hora y media, puede que lleguemos sólo diez minutos tarde.

Ser realista. Adecuar las expectativas es un básico, y la quinta clave del éxito para calmar la ansiedad.

Conclusión

Vamos a repasar todo lo que has aprendido en este artículo.

En primer lugar, has aprendido el porqué de la ansiedad y del estrés, esa razón biológica y científica por la que existe

También has aprendido que la ansiedad es buena para ponernos en alerta y ayudarnos en momentos puntuales, pero que si la mantenemos en el tiempo… es un problema.

¡No hay mamuts por aquí!!!

Y por último has llegado a una lista con las cinco técnicas para calmar la ansiedad y mantenerla bajo control. Y basta con:

  1. Cambiar el pensamiento, para así cambiar la emoción.
  2. Hacer unos minutos de relajación diaria.
  3. Ejercicio, sí… pero del que te mola.
  4. Tener higiene del sueño… vamos, dormir las horas que tocan.
  5. Adecuación de expectativas: para no vivir en un mundo de ilusión, y pasarnos media vida frustados.

¡Ya puedes ponerte el mundo por montera!!!

 

¡Adelante! Que la psicología del triunfo te acompañe…

····

Si este artículo te ha parecido interesante y guay, haz clic en alguna de las redes sociales de abajo para compartirlo y ayudarnos a llegar a más gente y que todos podamos disfrutar de «Técnicas para comprender mejor a hombres y mujeres demostrados por la ciencia «

¡Mil gracias de antemano!

¡Compártelo!

El orgasmo femenino: 4 formas de llegar al orgasmo ¡Para ti!

Como llegar al orgasmo femenino

Cansada del No puedo llegar al orgasmo mujer. Harta de no lograr orgasmo mujer. ¡Se acabó! Este artículo es la solución que necesitabas: claves para llegar al orgasmo femenino, el orgasmo vaginal, el orgasmo clitoriano, las mujeres multiorgásmicas y en general los orgasmos de mujeres. ¿Quieres más? Tengo más: te cuento cómo funciona el satisfyer pro 2. Sí, ese estimulador de clítoris que tiene locas a tus amigas, porque el multiorgasmo femenino no es una leyenda urbana, ni el orgasmo punto g, sabrás qué es el orgasmo squirt, el orgasmo anal femenino, y hasta llegarás a saber qué es el orgasmo tantrico para mujeres. ¡Este artículo también es para que lo devoren ellos! Y después hablen del tema sin que vuelta a ser un tabú. ¿Te atreves a saber lo importante sobre el orgasmo femenino?

Qué importante es saber cómo llegar al orgasmo femenino, ese gran desconocido para algunas ¡Cada día menos mujeres! Poder disfrutarlo sin bloqueos mentales, hace que lo vivas como debe vivirse: de una forma sana, sin sentirte culpable, y sin nada que impida disfrutarlo… Ahí tiene cabida este artículo en Psicología del Triunfo, porque el placer empieza en nuestra mente.

¿Cuántas veces habías oído hablar del orgasmo femenino cuando eras adolescente? Los orgasmos de mujeres parecían no existir. Después empezaste a oír sobre el orgasmo vaginal, el orgasmo clitoriano… y de algunas privilegiadas: las mujeres multiorgásmicas. Y ahora ha aparecido el satisfyer pro 2, un cacharro que vale menos 50€ y cuentan que la bomba. 

¿Te atreves a aprender cómo llegar al orgasmo femenino?

En este mundo que vivimos parece que sólo existe el orgasmo del hombre, y que las mujeres tenemos una sexualidad silenciosa de la que no se habla. Desde Psicología del Triunfo hemos querido afrontar este tema con un enfoque distinto: el de la psicología, porque el bienestar también pasa por tener una vida sexual plena y satisfactoria. Porque se puede hablar del orgasmo de la mujer abiertamente, con elegancia y respecto. Porque el mundo del orgasmo y los juguetes sexuales, no está reñido con la pareja, y debe formar parte de él, si así lo decidís.

Quizás seas de las afortunadas que han nacido más tarde, de las que ven la sexualidad de la mujer como algo natural, pero no todas hemos tenido una educación tan abierta. Para mis amigas y para mí, éste es un tema tabú del que pocas hablan abiertamente.

Como llegar al orgasmo femenino desde la sinceridad

No me regales flores… 

¡Regálame un orgasmo!

(Anonimo)

Cómo llegar al orgasmo femenino: 4 formas de llegar

¿Por qué crees que pasa esto?

Es un tema básicamente educacional del que no se hablaba, y dudo que antes de los 30 ninguna de nosotras lo hubiera tratado en una conversación de mujeres…

Ahora es distinto. Se puede hablar de ello sin sentirse tan mal, porque no nos engañemos: hasta ahora tener un juguete sexual, un consolador, un vibrador…, estaba reservado para mujeres que tenían una vida de dudosa reputación, o una mujer que vivía sola con sus gatos…

¿Te identifica con alguna de estas frases?

Tía, he tenido que fingir un orgasmo.  Se lo estaba currando mogollón, pero no había forma de que yo llegara… Una pena tía, pero no me quedaba otra.

Jo… no me gusta hacerlo, pero he vuelto a fingir porque no quería que se sintiera mal… que luego se raya un montón, y está plof tres días.

No hay forma, tía… no sé cómo lo hacen las otras: no consigo terminar… no sé cómo hacerlo, ni qué botón tocar… Estoy desesperada.

No lo necesito. Yo creo que es un mito… Se habla mucho, pero no existe de verdad. Pensaba que el sexo era otra cosa, pero es un aburrimiento.

Tía, que dice que soy frígida porque no termino con la penetración… Y estoy empezando a pensar que es así. 

Puede que hayas dicho alguna de estas frases en algún momento de tu vida, o que se las hayas oído a alguna amiga, porque el orgasmo femenino es ese gran desconocido, porque los orgasmos de mujeres parecen no existir. El orgasmo vaginal y el orgasmo clitoriano parecen ser los únicos de los que se hablan, y el satisfyer pro 2, es el regalo estrella, que nos hace a todas las mujeres multiorgásmicas. 

¿Quieres descubrir todo sobre el orgasmo femenino?

¡Adelante!

¿Qué aprenderás en este artículo?​

Cómo llegar al orgasmo femenino: 4 formas de llegar

Aquí vas a empezar a descubrir qué eso del orgasmo, y cómo llegar a él… porque es lo que estás deseando saber!

Dos partes son importantes aquí: 

  • Desde la psicología: porque la cabeza tiene mucho que ver en todo esto.
  • Desde el cuerpo: porque la parte física es fundamental!

    Ten las tuyas… las que te funcionan. Sin vergüenza. Sin culpabilidad. Sin nada más que disfrutar de esas cosas que te gustan… Es tu momento!

    Aquí están las claves… sólo 4 cosas te separan de romperte de placer cada vez que termines… 

    1. No tener prisa
    2. Pide. Habla claro.
    3. Estimular el clítoris: Satisfyer pro 3 / Lelo Sona.
    4. Ríete

    Ahora sí… la conclusión te hará que te retuerzas de placer. En solitario. En compañía… como toque hoy, pero siempre con la satisfacción como bandera!

    No te quiero adelantar nada, pero este artículo no defrauda!

    El orgasmo

    ¿Qué es el orgasmo femenino o también denominado climax femenino? La satisfacción, tanto en el sexo como en los sentimientos, no es sólo un desahogo que termina con un orgasmo. ¡Es mucho más!, y de hecho no sólo depende la cantidad de relaciones sexuales, sino de la calidad que tengan. Pero reconozcámoslo: correrse mola.

    Las mujeres solemos estar más satisfechas con nuestra vida sexual que los hombres, aunque ellos tengan más relaciones (o deseen tener más). Aunque con los años correrse es una de nuestras prioridades también… Ya no somos las «lilas» de antes, que con ver la pareja feliz estábamos satisfechas. Ahora queremos terminar, y terminar bien.

    Primero vamos a ver cómo se ve el orgasmo femenino desde la psicología, para después adentrarnos en cómo conseguirlo: en cómo tú puedes llegar a él, porque el camino para llegar al climax femenino puede disfrutarse… y mucho. A través del orgasmo vaginal, del orgasmo clitoriano… una o varias veces, como les pasa a las mujeres multiorgásmicas… Con tus manos, con las de tu pareja, con el satisfyer pro 2, con penetración, con mil juguetes a elegir… Todo vale para disfrutar del camino, y del orgasmo, si llega.

    orgasmo femenino

    El orgasmo desde la psicología.

    Cuando se habla de sexo y psicología, lo primero que se nos viene a la cabeza es el nombre de Freud, porque él empezó a hablar de psicoanálisis y a relacionar el sexo con nuestra infancia… Así que, en psicología no puede hablarse de sexo sin hablar de Freud… Ése gran hombre que dijo de que las mujeres no teníamos pene, y que “sufríamos” envidiando un pene durante ¡toda nuestra vida!

    Freud también hablaba de que las mujeres alcanzábamos nuestra madurez sexual cuando llegábamos al orgasmo vaginal, que él distinguía del orgasmo clitoriano, algo que se ha demostrado que no es así, porque el orgasmo es único y sólo hay zonas de excitación distintas para llegar a él.

    Que haya dos tipos de orgasmos: clitoriano y vaginal, es sólo un mito.

    El orgasmo es único. (Orgasmo desde la psicología femenina)

    Es muy complicado que sólo con la penetración las mujeres lleguemos al orgasmo. Así que, si no llegas sólo con la penetración: ¡no te sientas culpable!, porque es lo más normal del mundo.

    orgasmo femenino

    Y hay estudios sobre esto, como la teoría del intercambio social (Homans (1961), Thibaut y Kelley (1959) y Blau (1964)), que dice que las relaciones entre personas buscan el propio interés, y que si los resultados son los que esperabas, entonces piensas que la historia ha merecido la pena. Y si no es lo que esperabas…, pues sientes que has perdido el tiempo. Si no ganamos todos, terminamos rompiendo la baraja. ¡Lógico y normal!

    Si te corres y me corro: echamos una vuelta más.

    Si no me toca nunca, terminas jugando solito, niño.

    También Maslow se centra en que es más importante la calidad que la cantidad, porque aunque el sexo lo sitúa en la base de su pirámide de necesidades, al mismo nivel de comer y no pasar frío, también lo pone en la parte más alta de la pirámide, cuando habla de las personas que se sienten autorrealizadas. El top de cuando “ya lo tengo todo en la vida”, y ahora voy a por la guinda. En ese nivel, pone el orgasmo como una experiencia profunda y casi mística.

    ¿Cuantos tipos de orgasmos tiene la mujer? Aunque se habla de diferentes orgasmos femeninos, hay un orgasmo femenino al que llegas por varios caminos: orgasmo vaginal, orgasmo clitoriano… Tu vagina o tu clítoris, principalmente, porque hay mil sitios más por los que llegar al climax femenino.

    ¿Y si no puedo llegar al orgasmo mujer? Pues estimula tu clítoris con caricias, rítmico, lateral – longitudinal… como más estímulo sientas… sin detenerte hasta conseguirlo, sin prisa, en soledad si así te encuentras más cómoda o con tu pareja. Él o ella, pueden ayudarte a llegar.


    ¡El mejor orgasmo de una mujer es el que llega!

    Es por eso que la necesidad de orgasmos, si la calidad es buena, será menos necesaria cuando nos sintamos bien con el resto de cosas de la vida.

    Es importante recordar que la conducta sexual se aprende, como se aprenden tantas cosas en la vida, por eso desde Psicología del Triunfo te invitamos a que, si no te convence la sexualidad que vives o no te satisface al 100%, te reinventes y aprendas una nueva forma de vivir tu sexualidad con la que te sientas bien. Con la seas más feliz. Y que te apoyes en la psicología para ello, porque es ahí donde empieza la satisfacción y el deseo, y lo que entendemos como bueno y malo. Donde hay que trabajar los límites y los tabúes.

    Porque todos tenemos unas ideas sobre cómo debemos comportarnos, seamos mujeres u hombres, y tenemos estereotipos que nos condicionan, también como heterosexuales u homosexuales, y nos hacen pensar sobre qué está bien y qué no lo está, y al final son barreras que nos impiden vivir el sexo de una forma libre y natural.

    ¿Te atreves a romper esas ideas?

    orgasmo femenino sin tabues

    Desde el cuerpo.

    Nuestro cuerpo está súper bien hecho y no gasta energía “a lo tonto”, así que no debemos olvidar que llegar al orgasmo es un premio que nos da, para que queramos más de eso. Es una recompensa.

    Nos motiva, y nos recuerda que las relaciones íntimas, en soledad o en compañía, tienen premio y merece la pena repetir.

    Pero no debe olvidarse que llegar al orgasmo no es lo único que nos da satisfacción, ni lo único que hay en las relaciones sexuales. Las caricias, los abrazos, los besos… todo el proceso que hay alrededor, son también súper placenteras.

    El orgasmo en sí son una serie de contracciones en los músculos pélvicos, después de una estimulación adecuada que los ha cargado de tensión, que permiten liberar endorfina y placer, además de ser súper buenos para la salud de nuestros genitales, que así se ejercitan.

    ¿Qué te puede provocando entonces que no llegues al orgasmo?

    Pues descartados problemas físicos, habría que centrarse en los psicológicos y emocionales, que puedan estar bloqueándote para alcanzarlo o haciendo que el camino para llegar sea más difícil de lo real.

    Si después de leer este artículo sientes que sigues sin alcanzar tu orgasmo, te invito a que nos contactes para que trabajemos contigo dónde puede estar el bloqueo, porque la satisfacción sexual es importante para tu autorrealización como persona, y vivir la sexualidad con naturalidad y sin tabúes, es un básico.

    ¡Ojo! Sin obsesiones.

    Que vivir y disfrutar las relaciones sexuales, no siempre tienen que incluir la guinda del orgasmo. Es importante que sepas llegar a él, pero sin que sea tu única meta cada vez.

    ¿Y qué diferencias hay entre los orgasmos de los hombres y los de las mujeres?

    Pues menos de las que parece. En los hombres: orgasmo y eyaculación, suelen ir de la mano, y en nosotras no tiene porqué ser así. 

    En ellos, cuando tienen un orgasmo y eyaculan, se “cierra el chiringuito” un rato, y en nosotras no tiene porqué ser así, ya que el “periodo refractario” es mínimo (vamos, lo que tardamos en reponernos para seguir, si queremos). De ahí, que se hable de mujeres multiorgásmicas… ¡Que levante la mano la que no ha sonreído al leer esa palabra mágica!

    Es cierto que se habla también de técnicas tántricas para que los hombres tengan orgasmos sin eyacular, pero eso lo dejamos para otro artículo dedicado al tema.

    Ah! Y no olvidemos el “squirting”, que veremos como: orgasmo squirt, squirt orgasmo, orgasmo femenino squirt, orgasmo con squirt, squirt orgasmo femenino, squirt y orgasmo, eyaculación de mujeres… Un líquido que no mancha, ni tiene olor, y que viene asociada a unas glándulas parecidas a las de la próstata masculina, que vendrían a aportar como líquido y nutrientes. squirt humor

    En el porno es una cosa súper exagerada, pero en la vida real es menos llamativo. En cualquier caso, no es algo que manche o pueda preocupar para nada.

    Fantasias sexuales para llegar al orgasmo

    Si en algún momento te has preguntado, ¿cómo llegar al orgasmo?. Desde la psicología son muchos los estudios que aseguran que hay relación directa entre las fantasías sexuales y los orgasmos, tanto con la masturbación, como con las relaciones con penetración, porque las fantasías ayudan a llegar al orgasmo. Verdad – verdadera.

    ¡Ojo! Que la masturbación no está reñida con las relaciones en pareja, ni es sólo para hacerlo en solitario, porque puede formar parte sin ningún problema del juego que tengas con tu pareja.

    Sólo hay que hablarlo y tratarlo con naturalidad, porque es un buen comienzo para llegar a la satisfacción, que es súper importante en “la cama”.

    Con las fantasías se consigue llegar mejor a un nivel bueno de excitación, y las experiencias sexuales se vuelven más intensas.

    ¿Quieres ideas para fantasias sexuales con tu pareja? 

    ¿Sobre qué fantasear entonces?

    Aquí se abren un mundo de fantasias sexuales: fantasias de mujeres, fantasias en pareja, fantasias sexuales de mujeres, fantasias sexuales femeninas, fantasias hombres, 
    fantasias sexuales, ideas mujeres para hombres, fantasias sexuales mas habituales, fantasías sexuales ideas, fantasias sexuales hombres… 

    fingir orgasmo

    Tirando de estudios científicos, las mujeres casadas que se sienten más satisfechas fantasean con su pareja actual (Davidson y Hoffman, 1986), y mujeres casadas menos satisfechas lo hacían con otras parejas. 

    Te toca buscar tus fantasias sexuales, las que te hagan excitarte a lo bestia… l¡as que te hagan correrte!!! Pasa de malos rollos, no es algo malo y sólo pertenece a tu intimidad y tu deseo.

    No hay nada malo, ni sucio, ni feo en ello. Son sólo fantasias sexuales.

    Y si encuentras bien haciéndolo, puedes compartirlas. Y si piensas que tu pareja no está preparada para oírlas…, el problema no está en ti.

    Y aunque el porno está muy censurado en estos temas, tampoco debe ser un tabú y desde luego no es patrimonio exclusivo de los hombres.

    Señoras! Vean porno!!!

    Se puede ver porno, en soledad y en pareja. No hay límites tampoco en este tema, porque la sexualidad es algo que desde la psicología debe vivirse de la forma que te haga sentir bien.

    Cuatro formas de llegar al orgasmo femenino

    Esta parte es para disfrutarla, poder llegar al orgasmo  contiene una serie de pasos que no debemos saltarnos para que llegados a este punto, lo disfrutemos como nunca. ¿Qué debemos hacer para poder llegar al climax o llegar a un orgasmo?

    1. No tener prisa

    La mujer llega al orgasmo sin prisa, y necesita saber que tú tampoco la tienes. Que no lo haces sólo “porque toca”, sino que realmente quieres que llegue.

    Y en soledad es lo mismo: no te agobies. Si no llegas ahora, quizás dentro de un rato sea el momento, o quizás hoy no pueda ser, y no pasa nada.

    Debes comprobar que el cuerpo está reaccionando bien a la excitación, y que vas por el camino correcto. Para ello, comprueba que la lubricación es la adecuada, y si ves que no es así, humedece las zonas erógenas para no lastimar de ningún modo en las caricias que estés haciendo.

    No sólo las zonas erógenas tienen cabida. Prueba las orejas, la nuca, el cuello, la espalda, los glúteos… una fiesta por todo el cuerpo.

    Besar. Acariciar. Susurrar al oído fantasías.

    Esto se súper importante: tiempo, mucho cariño, mucho respeto, y en todo momento, no ponerse limitaciones ni tabúes.

    ¿Por qué no decir en voz alta todas las fantasías que te rondan la cabeza en ese momento?

    Lo que te va bien, está bien.

    2. Pide: ¡HABLA CLARO!!!

    Como dice una amiga: “las de cuarenta no estamos para tonterías”. Sabes lo que te gusta, y pedirlo no tiene que ser nada malo.
    Si hablas claro y pides exactamente lo que te gusta que te hagan, es más probable que llegues “a buen puerto”, que si pretendes que andan adivinando por dónde ir.


    ¿Y qué pasaría si sacaras tu dildo o tu estimulador de clítoris en plena relación?


    Pues no pasaría absolutamente nada. Si alguien sale corriendo, habrá sido una pena, pero no sería tu problema si no el de la otra persona. Puedes ser completamente transparente con lo que te gusta y lo que te hace llegar a tener un orgasmo, sin tener que sentirte mal por ello.

    Orgasmo femenino: pidelo

    3. Estimula el clítoris

    Aquí es donde tiene cabida utilizar los nuevos estimuladores de clítoris tan comentados en los foros de mujeres.

    El Satisfyer pro 3 y el Lelo Sona están a la cabeza, y dónde comprar el Satisfyer pro 3 está en el top ten de lo más buscado en Google. ¡Y quede claro que no nos dan comisión!!! Pero es que realmente es lo más nuevo en el orgasmo femenino, y merece la pena probar…

    ¿Y por qué tanta revolución?

    Sencillo. Porque estos estimuladores trabajan todo el clítoris sin apenas tocarlo. Se trata de generar impulsos de ondas de presión, onda expansivas y presión de aire, con distintas intensidades y ritmos, de manera que se estimula no sólo la parte exterior, sino todas las terminaciones nerviosas del interior.

    Están el Satisfyer pro 2, y el Satisfyer a secas. Todos con el mismo concepto: estimular sin apenar tocar.

    Con todo ello se consigue aumentar el flujo sanguíneo en pocos minutos, y alcanzar el orgasmo femenino, con una intensidad mayor a la que se consigue con otros sistemas, de forma más rápida.

    No va con pilas, y es recargable, así que en caso de que se pare, siempre puedes enchufarlo y seguir un rato más… y no olvides la potencia que tiene. Im – presionante. Llegarás al orgasmo femenino como una REINA!!! Y si lo compras por Amazon o por cualquier otra web del tipo, el paquete llega de forma súper discreta, y no habrá problemas con quien pueda recogerlo. ¡Hasta te lo puedes mandar al trabajo!

    El Lelo Sona tiene el mismo funcionamiento, aunque duplica el precio del Satisfyer. Tiene otro marketing distinto, y probablemente la calidad de la silicona y el resto de materiales sean de más calidad.

    EL ORGASMO FEMENINO SIN SECRETOS… POR FIN, NIÑA, POR FIN… 

    Puedes probar ambos y comparar, mira aquí como funciona:

    4. Ríete

    Porque hay reírse en la cama más que en cualquier otro sitio. Divertirse. Pasárselo bien. Quitarle hierro cuando no se llega al orgasmo o cuando se viene abajo una erección. Cuando uno se acuerda de todo lo que tiene que hacer mañana y se despista… porque todo eso forma parte de nuestra vida, y no hay que dramatizar con ello.

    Reírse demuestra confianza en uno mismo, y da seguridad. ¡Es un afrodisiaco!

    Olvídate del orgasmo en sí, y disfruta del camino. Aunque parezca paradójico, es lo mejor para llegar… salvo justo al final, que es importante la concentración.

    ¿Dime que no tienes ganas de poner en práctica todo lo aprendido?

    orgasmo femenino en pareja

    Conclusión

    Vamos a repasar todo lo que has aprendido en este artículo…


    En primer lugar, has aprendido sobre la historia de los orgasmos y cómo desde la psicología se ha tratado el tema desde tiempos de Freud.

    Hay estudios que hablan sobre que la calidad es más importante que la cantidad, y es importante tener una vida sexual plena y satisfactoria, especialmente cuando el resto de las facetas de tu vida ya están plenas.


    Y no hablamos de sexo por sexo, sino de sexo de calidad que te haga sentir bien.

    Has visto que las fantasías sexuales ayudan a tener buena calidad en la cama. Que te ayudan a excitarte, y que compartirlas es aún mejor.

     

    Susurrarse al oído todas las cosas que se pasan por la cabeza, las políticamente incorrectas, las que censuraría tu madre, las que no les cuentas a tus amigas, todas esas: tienen cabida en la intimidad de tu cama.

    Después has visto cuáles son las cuatro formas para llegar al orgasmo:

    1. No tener prisa: porque tienes todo el tiempo del mundo para dedicarte. En solitario. En compañía. ¡Como toque ese día! Porque el orgasmo es importante, pero el camino para llegar lo es igual o más. Y no pasa nada si hoy parece que no vas a llegar. Mañana lo intentas de nuevo, si se tercia.
    2. Pide. Habla claro. No te calles. Y saca tu estimulador, y di cómo te gusta… porque no pasa nada por hacerlo, y además viene muy bien empezar a hablar de los tabúes que te queden.
    3. Estimular el clítoris con los nuevos productos que hay en el mercado: el Satisfyer pro 3, el Lelo Sona, o ¡el que tengas de antes! No es malo usarlos, de hecho, es muy bueno que explores tu sexualidad con normalidad, y hables de ello.
    4. Ríete. No dejes de reírte y sobre todo: hazlo en la cama. Mola mucho echarse unas risas cuando estás en esos momentos de intimidad.

      Desde ahora eres un poco más libre para vivir la sexualidad con la naturalidad que te mereces. Y así, te sentirás aún mejor…

    ¡Adelante! Que la psicología del triunfo te acompañe…

    ····

    Si este artículo te ha parecido interesante y guay, haz clic en alguna de las redes sociales de abajo para compartirlo y ayudarnos a llegar a más gente y que todos podamos disfrutar de

    «El orgasmo femenino: 4 formas de llegar al orgasmo ¡Para ti!«

    ¡Mil gracias de antemano!

    ¡Compártelo!

    Triunfa en el amor: las 5 claves para como comprender a hombres y mujeres y descubrir que quieren cada uno de ellos

    Técnicas para comprender mejor a hombres y mujeres demostrados por la ciencia

    Mi querido lect@r, por petición vuestra me encuentro aquí para desvelar un enigma que la ciencia y todos nos tenía en vela. Se trata de las claves necesarias a tener en cuenta para entendernos y como comprender a hombres y mujeres. Es cierto que somos iguales en la mayor parte de las cosas, pero tenemos que tener en cuenta ciertos matices que hoy os voy a desvelar con mucho cariño. 

    Da igual que seas chico o chica, porque seguro que te pasa lo mismo que a mí:

    No le entiendo la mitad del tiempo. Me desespera.

    No sé por qué hace las cosas que hace.

    A veces está insoportable.

    ¡Me saca de quicio!

    Llevaba media vida sin entenderles, ni saber por qué se comportan así, y además oyendo siempre sus quejas de que las complicadas somos nosotras.

    Pero espera, que cuando quedaba con mis amigos (los chicos), ¡ellos decían exactamente lo mismo de nosotras!!!!

    Hasta que llegué al mundo de la psicología, la biología y la antropología, vamos a la ciencia, y resulta todo está súper estudiado y claro.

    Fue entonces cuando empecé a ver la luz y todo es híper fácil… Se puede entender a los chicos y a las chicas, y… ¡hasta predecir lo que van a hacer!

    No es magia, ni adivinación… ¡es ciencia!

    Entender mejor a las personas

    «Una persona no puede dar a los demás lo que primero no hace crecer en sí misma, debes sembrar una semilla para poder esperar una planta, pero para que eso suceda la debes cuidar y llenarla de agua, el amor es sacrificio y atenciones..»

    (Anonimo)

    Como comprender a hombres y mujeres

    ¿Quieres conocer las 5 claves para entenderles?

    Cuando termines de leer este artículo y las conozcas, estarás en otra dimensión… ¡De veras! Entenderás por qué se comporta así, y la vida será mucho más sencilla.

    Las relaciones con los del otro género empezarán a tener otro sentido, y con tu pareja cambiarás de nivel, porque dejarás de jugar a la ruleta rusa del: “no sé qué va a pasar”. Sí, tus relaciones perderán esa emoción porque llegarás al aburrido nivel de saber por qué hace lo que hace, y hasta llegarás a adivinarlo.

    Así que: para un momento, que este artículo merece la pena.

    Vamos allá.

    ¿Qué aprenderás en este artículo?​

    Triunfa en el amor: las 5 claves de mujeres y hombres, confirmados por la ciencia

    Aquí comenzaremos a dar las principales pinceladas de porqué  somos distintos en algunas cosas y sobretodo de como comprender a hombres y mujeres. 

    Lo nunca visto, las 5 claves de como comprender a hombres y mujeres están aquí: 

    1. Las mujeres necesitan hablar, piensan en voz alta y lo necesitan, y no esperan una solución
    2. Los hombres hacen bien unas cosas, y las mujeres otras, y ¡no lo hacen a posta!
    3. Los hombres piensan en silencio (para sí mismos)
    4. Los hombres no pueden hacer dos cosas a la vez, y las mujeres sí
    5. Los hombres quieren sexo y las mujeres compromiso

    Como bien sabes, no me quiero adelantar hasta que no llegues al final del artículo, pero se avecinan sorpresitas y que mejor que este artículo de como comprender a hombres y mujeres y sus cinco claves estratégicas. 

    ¿Por qué somos distintos?

    Estamos en el siglo XXI y hablar de hombres, mujeres y viceversa, empezando con la idea de que no hay igualdad entre géneros, es políticamente incorrecto…

    Y este artículo, además se basa en ideas respaldadas científicamente, así que todo es más complicado aún.

    Sin embargo, aunque pueda ser un artículo controvertido, estoy segura de que para ti va a ser tan útil como lo fue para mí cuando descubrí todo esto.

     

    Cuando empecé a salir con chicos era él el que te pedía salir, y luego cuando quedabas el finde, él venía a buscarte y después de la cita, te acompañaba a casa. Y si sus padres le daban algo de dinero, hasta te invitaba a una Coca-Cola.

    Entonces las madres no salían a trabajar fuera y se quedaban en casa con los hijos, y los padres mantenían a la familia y traían el sueldo.

    Así funcionaba el mundo hasta hace un par de generaciones, y no se le daba más vueltas.

     

    Las cosas han cambiado mucho en poco tiempo, respecto a los millones de años de evolución del ser humano. Ahora se combate la desigualdad, somos políticamente correctos, eliminamos temas sexistas como invitar o ceder el paso a la mujer…

    ¿Y qué pasa a veces?

    Pues que ellos ya no saben si tienen que hacer lo que se hacía antes, o no. Y nosotras tampoco lo tenemos siempre claro.

    Nuestra genética es el resultado de millones de años de evolución, y en esa evolución había unos roles y unos estereotipos, que ya no valen…

     

    ¿Y qué pasa entonces? Pues que estamos todos un poco perdidos.

    Igualdad de géneros en las personas no es igual que como funcionamos

    ¿La parte positiva y lo que nos mueve en psicología del triunfo a elegir este tema?, es que cuando entiendes el origen y el porqué de las diferencias, todo es mucho más fácil. Y se empieza a ver todo lo guay de esas diferencias biológicas.

    Porque muchas de las broncas que tenemos con la pareja, vienen porque pensamos que somos iguales, y no es así.

    No tenemos las mismas prioridades.

    No pensamos igual.

    No deseamos lo mismo, ni en el mismo orden.

    ….

    De hecho, pertenecemos a la misma especie, y muchas veces ahí acaba en lo que nos parecemos.

    Y sé que habrá mil ejemplos que dirán lo contrario, pero las líneas generales las chicas quieren relaciones, amor, compromiso, estabilidad…, y ellos quieren sexo, poder, éxito, logros…

    Científicamente el cerebro femenino tiene más desarrolladas las habilidades de las relaciones humanas. Las mujeres somos expertas describir los problemas, en las emociones, en las palabras… hablar y sentimientos.

    Científicamente el cerebro masculino tiene las espaciales y mecánicas. Los hombres son expertos en buscar soluciones, en no hablar, en hacer… acción y callar.

    «Una flor no puede florecer sin sol, y el hombre no puede vivir sin amor.»

    (Max Muller)

    Como comprender a hombres y mujeres

    Con esta realidad, aunque se eliminen los estereotipos entre chicos y chicas, cada sexo elige las actividades que se le dan mejor de forma natural, porque se suele elegir lo fácil antes que lo complicado.

    Y así en la pareja los chicos buscan y hacen unas cosas, y las chicas otras distintas, y esto no sucede de forma caprichosa y aleatoria, sino que responde a unos patrones.

     

    Si hubiera sabido esto antes, hubiera tenido menos discusiones de pareja y me habría llevado menos disgustos.

    Porque, dime que no has pensado más de una vez que lo hace a posta…

    ¡A veces son muy desquiciantes!

    5 claves para entender a mujeres y hombres:

    Así que, de entre todas las cosas en las que somos diferentes, he elegido las cinco cosas que más afectan a la pareja, para que tengas las claves del éxito.

    Te las voy contando…

    1. Las mujeres necesitan hablar, piensan en voz alta y lo necesitan, y no esperan una solución

    Te habrás visto mil veces en una situación como que te cuento, solo que esta vez, voy a enseñártela primero desde los ojos de ella, y después desde los ojos de él.

    Desde los ojos de María:

    Estuve contándole a Juan lo de mi amiga Carmen. Le expliqué el problemón que tenemos encima con lo del regalo de cumpleaños. No te imaginas.

    Es verdad que ya se lo había contado la semana pasada, y hace más, cuando empezó todo, ¡pero es el que esto da para mucho!!!

    Pues, ¿quieres creerte que apenas me escuchó? Increíble. Y mira que le insistí para contarle cómo me siento y cómo me hace sentir todo esto… Pues nada. Volvió a decirme lo que él ha pensado que tengo que hacer, y no me dejó casi ni hablar. L

    Yo creo que no le interesan mis cosas.

    Quizás no me quiere como antes.

    Desde los ojos de Juan:

    Otra vez María con la misma historia del regalo de cumpleaños.

    No entiendo qué más hay que hablar de esto, si ya le dije que le comprara una colonia. No entiendo para qué vuelve otra vez a contármelo.

    Si ya le he dado una solución, ¿para qué sigue dándole vueltas?

    A estas mujeres no hay quien las entienda.”

    La historia acaba con ella hecha polvo, llamando a sus amigas, a su madre o a su hermana para hablar, y él sin entender qué ha hecho mal.

     

    ¿Qué ha pasado? ¿Se sabemos que está pasando y como comprender a hombres y mujeres?

    Es fácil: las mujeres cuando se estresan, necesitan hablar de sus problemas sin esperar que nadie les de la solución. Sólo hablar de ello en voz alta, y con alguien que le dé confianza y cariño para escucharlas.

    María sólo quería charlar un rato, y contarle a su chico lo del regalo. Nada más. Sentirse escuchada y querida un rato.

    Y Juan se pensó que tenía el peso del mundo sobre sus hombros, porque tenía que volver a pensar una solución sobre un problema que ya había solucionado.

    Las mujeres necesitan hablar de sus problemas

    Y si ella ya tiene la solución al problema: ¿dejará de hablar?

    Por supuesto que no, porque dará igual.

    Ella seguirá necesitando hablar del problema porque es una forma de “pensar” en él y ayudarla a sentirse mejor.

    Lo que los chicos ven como “hablar por hablar”, nosotras lo vemos como “compartir y charlar”.

    El por qué científico que hay detrás de esto, es que el cerebro de los hombres está muy dividido, así que separa y archiva la información del día. Cuando lo hace, deja de darle vueltas a los temas y se queda tranquilo.

    Chicos: Ordena -> Archiva -> Fin del problema

     

    En cambio, el cerebro de las mujeres no está tan dividido, y deja la información dando vueltas por la cabeza, por lo que necesita seguir hablando de los temas.

    Cuando nosotras hablamos en voz alta, puede que ellos se agobien…

    Chicas: Hablamos y trabajamos sobre el proceso ->  El problema se desvanece

     

    Así que, una vez que se entienden los por qué de cada comportamiento, es más fácil que María entienda a Juan, y Juan a María.

    Porque Juan comprenderá que María no está esperando una solución al problema que le cuenta, y no tiene que agobiarse.

    Porque María entenderá que sí es importante para Juan, y que para él el tema no da más de sí.

    Así que ya puedes empezar a usar la primera clave para entender…

    Como funciona el cerebro del hombre

    2. Los hombres hacen bien unas cosas, y las mujeres otras, y ¡no lo hacen a posta!

    Seguro que si has ido al teatro a ver Los hombres son de Marte, las mujeres de Venus, basada en el libro de John Gray, ya habrás oído sobre el tema de la evolución.

    Efectivamente, si miráramos atrás muuuucho en el tiempo, ¿qué veríamos?

    Pues que los hombres cazaban y traían a casa la comida, así que se tiraban fuera de casa bastante tiempo.

    Estaban con otros hombres, en silencio para no espantar a los animales, y por las noches callados mirando tranquilos el fuego.

    Necesitaban orientarse bien para volver a casa, y tener buena puntería para cazar, porque de ello dependía matar al animal y que su familia comiera, así que su visión era buena para lanzar lo más lejos posible, aunque no vieran tan bien las cosas de alrededor.

    ¿Y qué pasaba mientras con las mujeres?

    Pues que estaban en casa criando hijos, las unas con otras todo el día… ¡Todos los días!

    Tenían que estar seguras de que la comida que les daban a los niños estaba buena, así que su olfato era cada vez mejor.

    Tenían que estar con mil ojos para cuidar a los niños, así que empezaron a ver casi alrededor de su cabeza. ¡Parece que vieran hasta por la espalda!

    Siempre en la aldea, en la casa, cerquita y sin moverse mucho… así que no tenían que andar orientándose.

     

    Bien, pues después de miles de millones de años de evolución, tenemos a los hombres y a las mujeres con unas características determinadas. Éstas son buenísimas para aquella forma de vida, pero hemos cambiado el mundo más rápido de lo que cambia nuestro ADN…

     

    ¿Solución?

    Pues no tiene una inmediata, así que nos toca entender por qué somos así, y aprovechar lo bueno.

    Por ejemplo, puesto que las mujeres tienen científicamente una visión estupenda de casi 180º alrededor de la nariz, y los hombres una visión “de túnel” que les permite ver lejos de forma nítida, aunque no puedan ver alrededor de su nariz, entendamos esto y hagamos la vida fácil…

    Él no va a encontrar la leche en la nevera si la cambias de sitio, y ella se va a distraer con las mil cosas que hay por el camino, así que no esperes que te guíe para llegar.

    No es un drama ni lo hace adrede: su cerebro es así después de millones de años de evolución.

    ¿Dime que esto no te libera de un montón de malos rollos y malos entendidos?

    3. Los hombres piensan en silencio (para sí mismos)

    Si eres una mujer estarás harta de ver cómo él se queda ensimismado en silencio.

    Algo parecido a ver a Homer Simpson delante de la televisión diez horas seguidas, junto al Ayudante de Santa Claus, en silencio los dos.

     

    ¿Y qué pensamos las mujeres cuando les vemos así?

    ¿Estará enfadado conmigo?

    Seguro que está pensando en lo de ayer…

    ¿Tiene algún problema súper importante que no se atreve a contarme?

    Se ve con otra.

    Ya no me quiere.

     

    Pues cualquier hombre podría aclararnos que no es nada de eso, porque realmente… [redoble de tambores] No está pensando en nada.

    Efectivamente: la nada más absoluta.

    O quizás aún no ha llegado a ese punto y está en el previo: estará ordenando y archivando la información del día. Analizando algún problema que ya está en vías de ser solucionado y archivado.

    Chicas: Nada más.

     

    Porque los hombres no necesitan hablar en voz alta de los problemas, y tan solo lo hacen en sus cabezas, en silencio.

    ¡Ésta es una gran clave para empezar a entendernos!

     

    Ellos ganarán en tranquilidad, porque nosotras les dejaremos a ellos pensar en silencio.

    Nosotras estaremos más tranquilas también, porque sabremos que no están mal, sino sólo que están ordenando ideas en su cabeza de la forma que saben: en silencio.

    Ahora sí que puedes mejorar, porque ¡tienes las claves!

    Las mujeres no hablan para que les de las solución

    4. Los hombres no pueden hacer dos cosas a la vez, y las mujeres sí

    Esto de que los hombres no pueden hacer dos cosas a la vez se lleva diciendo toda la vida, y siempre queda la duda de si es verdad o no.

    Las mujeres hacemos muchas cosas a la vez, y parece que los hombres tratan de hacer sólo una, y sin prisa.

    ¿Es esto cierto?

    A pesar de que estudios actuales dicen que chicos y chicas podemos hacer dos cosas a la vez, y las hacemos igual de bien o de mal, hasta ahora la idea ha sido otra puesto que los cerebros de hombres y mujeres se organizan distintos.

    Científicamente el cerebro de los chicos tiene un montón de compartimentos, y sólo hacen una cosa cada vez. De hecho, suelen hacer una, y sólo cuando la acaban empiezan con la siguiente.

    ¿Por qué pasa esto?

    Si eres hombre, en general habrás notado que, si estás pensando en algo concreto, ¡te molestará hasta la radio de fondo! Esto es: porque te distrae, porque hace las tareas de una en una.

    No hay mayor problema. Sólo hay que saber cómo funciona y no desesperarse.

    Cuando el chico acabe con una cosa, empezará con la siguiente, así que, por favor si está hablando, ¡no le interrumpas hasta que acabe!

    Y si está pensando, ¡no le hables hasta que termine!

    ¿Qué pasa con las mujeres?

    Nuestro cerebro de mujer tiene un montón de conexiones entre el hemisferio derecho y el izquierdo. De hecho, a la mayoría de nosotras (yo incluida) nos cuesta saber dónde está la derecha y dónde la izquierda, si no nos paramos a pensarlo.

    Así que no es que las chicas hagamos dos cosas a la vez, sino que podemos cambiar de una cosa a otra muy rápido, incluso hablar contigo y escuchar otra conversación del bar.

    Los seres humanos sólo podemos hacer dos cosas a la vez cuando una de las tareas no nos requiere esfuerzo, está automatizada.

    Por ejemplo, podemos hablar mientras andamos, porque para andar no tenemos que pensarlo. ¡Ojo!, si hay que elegir un camino, ahí sí nos pararemos para decidir y pensar.

    Aquí tenemos la cuarta clave: en general los hombres harán las cosas de una en una, y las mujeres cambiarán tan rápido de unas a otras, que parecerá que hacen varias a la vez.

    No le agobies: él lleva su propio orden para hacer las cosas.

    5. Los hombres quieren sexo y las mujeres compromiso

    En nuestra quinta técnica de como comprender a hombres y mujeres: he dicho antes, en general las chicas buscamos relaciones de pareja con amor, compromiso y estabilidad, mientras que ellos están más centrados en tener sexo y poder, conseguir cosas en la vida y tener éxito.

    ¿Pero esto realmente es así?

    Sin hacer un drama de esto, veamos el tema desde la ciencia y la antropología. ¿Cómo? Mirando hacia atrás en el tiempo…

    El hombre en la antigüedad tenía que fecundar al máximo de mujeres posible para que especie siguiera (se morían un montón de bebés, había guerras, con 40 años te morías…), y las mujeres de aquella época, buscaban hombres que después de dejarlas embarazadas, se ocuparan de ellas y de los hijos, para no morirse de hambre.

    En plan práctico, las mujeres buscaban el lado romántico del compromiso.

    Hoy puede sonar absurdo, pero venimos de ese planteamiento biológico que nos tiene condicionado el ADN desde hace millones de años.

    Los hombres en cada eyaculación sueltan 250 millones de espermatozoides.

    Las mujeres generamos 1 óvulo al mes.

    Dime que eso no da idea de qué buscamos los hombres y las mujeres, biológicamente hablando

    Aunque hoy en día esta idea esté trasnochada, nuestra biología nos da en este caso una clave que tener en cuenta… No nos olvidemos de esto.

    Conclusión

    Gracias a este artículo ya tienes las claves para entender a las chicas y a los chicos.

    Si antes te aburrías porque ellas te contaban las mismas cosas una y otra vez, ahora sabes que lo hacen porque es una forma de pensar en voz alta, y porque necesitan hablar de sus problemas, sin que por eso estén buscando que venga nadie a darles soluciones o salvarlas.

    Ya se acabó para los chicos esa sensación de “otra vez me viene con la misma historia, si ya le dije que tenía que (…)”. Ahora sabrás que sólo está compartiendo contigo sus pensamientos, pero en voz alta.

    Chicas, ahora ya sabéis que ellos piensan las cosas una vez. Encuentran una solución (la que sea), y archivan el problema. Y no hay más. Se acabó. Mucho más fácil todo. Y después: silencio.

    Ellos piensan en silencio y es mejor no interrumpirles mientras.

    Ahora ya sabemos que ellos son buenos en unas cosas, y ellas en otras, y ¡no lo hacen aposta! Así que hay que aprovechar lo bueno, y centrarse en eso.

    Aunque no se pueden hacer dos cosas a la vez, las chicas cambian más rápido de unas a otras que los chicos.

    Antiguamente los hombres querían sexo y las mujeres compromiso… Lo que queda de eso hoy en día, bueno ¡cada uno lo sabe!

    Todos un poco perdidos hoy en día, porque ni los hombres ni las mujeres no sabemos qué se espera de nosotros muchas veces.

    Estamos en una nueva situación social y cultural, pero nuestros cuerpos y el ADN que llevamos, está en el pasado aún.

    Seamos comprensivos.

    Mantengamos la igualdad entre hombres y mujeres en los derechos y deberes, pero sabiendo que no somos iguales ni de lejos, y que podemos disfrutar de las diferencias, eso sí: desde la comprensión y el respeto. Y esta es la mejor forma que tenemos de como comprender a hombres y mujeres.

    ¿Te animas?

    Diferencias entre hombres y mujeres

    ¡Adelante! Que la psicología del triunfo te acompañe…

    ····

    Si este artículo te ha parecido interesante y guay, haz clic en alguna de las redes sociales de abajo para compartirlo y ayudarnos a llegar a más gente y que todos podamos disfrutar de «Técnicas para comprender mejor a hombres y mujeres demostrados por la ciencia «

    ¡Mil gracias de antemano!

    ¡Compártelo!

    Las 10 técnicas para aprender a atraer más a los demás o a la persona que te gusta, avaladas por la ciencia en 2019

    Como atraer y seducir mejor

    Querido lector, con este artículo queremos que tomes las bases de las técnicas para aprender a atraer más a los demás. Por ello, me apetece mucho que sea un artículo que consiga conmoverte y con el cual puedas leer una y otra ver con el fin de que te ayude en la práctica del día a día. Así que toma nota, disfruta leyendo esto que he escrito para tí y al finalizarlo cuentame cómo lo has llegado a poner en práctica. 

    Siempre me ha apasionado ver el poder de atracción que tienen algunas personas, por ello soy una fanática de como mejorar día a día en esto de lo que algunos llaman la atracción o mejor dicho como seducirse a uno mismo y luego comenzar a atraer a los demás, por eso mismo siempre intento actualizarme con las mejores técnicas para aprender a seducir y atraer más a los demás. 

    Cuando era más joven veía cómo algunas de mis amigas, las afortunadas, conseguían ser irresistibles para los chicos más interesantes, y pensaba que se nacía con ese encanto natural, y que no podía aprenderse de ninguna manera.

    Por más que yo pudiera hacer en aquel momento, sentía que ellas siempre eran más guays, ligaban más y gustaban más a todo el mundo. No hacían nada especial, pero ahí estaban: con los chicos más interesantes, y cayéndole bien a todo el mundo.

    Con los años me he dado cuenta de que, aunque un 50% del encanto es algo innato y lo tienes desde siempre: la química natural, el encanto…, el otro 50% sí puedes aprenderlo y, con práctica, triunfar!

    Nada puede pararte, porque ese 50% es sólo tuyo y es donde está la psicología del triunfo, la psicología de tu éxito personal.

    Cuando fui consciente de esto, empezó la mejor etapa de mi vida, porque de repente podía aprender a caer bien a la gente, notaba que atraía más a las personas. Podía causar buena impresión. Por fin podría ser la simpática del grupo, e incluso… llegar a ligar, y ¡poder elegir!

    «Nuestro auto-respeto marca nuestras elecciones. Cada vez que actuamos en armonía con nuestro auténtico ser y nuestro corazón, nos ganamos el respeto. Es así de sencillo. Cada elección importa.»

    (Dan Coppersmith)

    Técnicas para aprender a atraer más a los demás

    Aquel momento fue muy especial, y aún lo recuerdo, porque de repente se abrió ante mí un mundo de posibilidades.

    Con el tiempo comprendí que todo se resumía en una sola idea:

    Sentir que valgo la pena.

    Es lo que siempre había oído, lo que los amigos y la familia te cuentan. Pero, ¿qué dice la ciencia al respecto? Pues en multitud de artículos científicos e investigaciones, también dan la misma idea recurrente:

    El encanto que produce otros seres humanos valorarse y tener una buena autoestima, ya ha sido demostrado.

    La parte fácil es decir que hay que valorarse para ser irresistible, y para estar más feliz, aunque lo más complicado puede parecer el cómo llegar a ello, atraer a los demás y ganar carisma y encanto. Con la psicología del triunfo te damos las pautas para lograrlo, empezando porque si: te gustas y sabes que tú vales mucho, te será más fácil gustar.

    Si quieres saber las técnicas para aprender a atraer más a los demás y ganar carisma con los amigos, los compañeros del trabajo y cualquiera que llegue a tu vida, comienza a disfrutar de este artículo en el que vas a descubrir:

    • La atracción y cómo ganar magnetismo.
    • Cómo proyectar seguridad y confianza.
    • Diez técnicas de las personas con encanto que te ayudarán a atraer y seducir más a los demás.

    ¿Qué aprenderás en este artículo?​

    Las 10 técnicas para aprender a atraer más a los demás o a la persona que te gusta, avaladas por la ciencia en 2019

    • Los mensajes que envía tu cuerpo.
    • La mirada.
    • Cómo usar tus manos.
    • Qué voz poner.

    Sentir más confianza en uno mismo es una habilidad que puede entrenarse como técnica para aprender a seducir más a los demás. 

    Y aquí te presentamos el grueso de las 10 técnicas para aprender a atraer más a los demás:

    1. Memoriza el nombre de la persona.
    2. Haz sentir bien al otro.
    3. Trata de no hablar de ti.
    4. Escucha con atención y sin interrumpir.
    5. Habla de igual a igual.
    6. Habla de temas con interés.
    7. Gasta tu energía y tiempo en cosas con valor.
    8. Para seducir al grupo, gánate al líder.
    9. No juzgues.
    10. Cita a otro para respaldar tu argumento.

    Una vez que leas todo el artículo, notarás que tu capacidad de seducción, de como atraer más a los demás o incluso si tus intenciones son simplemente de ligar más con las personas. Este artículo es tu sitio, porque vas a descubrir técnicas que te ayudaran a conectar más con las personas y disfrutar de la seducción contigo mismo y la seducción con los demás. La biblia 2.0 de las técnicas para aprender a seducir y atraer más a los demás. 

    Provoca atracción

    A lo largo de mi vida me había sucedido que personas menos preparadas que yo y que le ponían menos pasión a la vida que yo, me iban adelantando y pasándome por el lado. ¡No sé qué hacían para venderse mejor que yo!

    • Cuando participaba en algo parecía invisible, y no me tenían en cuenta.
    • En las conversaciones cuidaba mucho lo que decía, y trataba de no ofender ni molestar a nadie, pero parecía que la gente eso no lo veía.
    • No conseguía lo que merecía y por lo que estaba luchando.
    • Y en el amor, cuando me gustaba alguien y por fin me decidía a hablar, al poco dejaba de interesarle y se aburría.

    Seguro que también te ha pasado esto en algún momento, ¿a que sí? Sobre todo no conseguir lo que te mereces y por lo que estás luchando, y ver cómo se lo dan a otros porque saben venderse y causar buena impresión a los demás.

    Puedes aprender a mostrar seguridad, proyectando una imagen de confianza y de poder, con la que mejorarás su magnetismo y tu poder de atracción.

    ¿Quieres saber cómo?

    Lo cierto es que en este mundo actual es casi más importante cómo te vendas, las técnicas para aprender a atraer más a los demas, son una pieza clave en todo este ecosistema. Además el cuánto valgas, y como decía un artículo de EL MUNDO hace unos días, estamos en la sociedad del sándwich mixto, donde los mediocres dominan el mundo, porque la calidad media es lo que triunfa.

    Sabiendo esto, no sólo importa cuánto valgas y lo bueno que seas, sino cómo te vendas y sepas transmitírselo a los demás.

    Es una buena noticia, porque no hace falta que seas un crack. Lo que sí es importante es que sepas cómo venderte, y ahí está la psicología del triunfo.

    Científicamente se sabe que sólo el 7% de lo que dices le llega al otro, y entre el 93 y el 60%, es comunicación no verbal, porque “existe un lenguaje que va más allá de las palabras” (Paulo Coelho).

    ¿Qué significa eso?

    Que es nuestro cuerpo el que da información sobre lo que sentimos y cuáles son nuestros miedos. Tu voz, el tono, cómo te mueves mientras se lo dices, tus manos, tu cuerpo, tu mirada…, todo eso te delata.

    ¿Y si hablamos de citas?

    Ahí lo que está contando tu cuerpo sube al 99%, porque en cuando hablan las emociones, el cuerpo es un libro abierto.

    «Lo importante no es lo que dices, sino lo que la gente entiende

    (Frank Luntz)

    Técnicas para aprender a atraer más a los demás

    Yo antes era muy tímida y prudente, y la verdad es que dejaba a otros pasar por el delante de mí, sólo porque no sabía cómo pararles o qué decir.

    Me sentía más preparada que algunos de los que ascendían en el trabajo, y tenía muchas cosas que decir en el grupo… pero me podía la vergüenza y el miedo a sentirme rechazada.

    Y con los chicos… bueno, eso era aún peor.

    Me quedaba paralizada y en silencio, por no saber cómo enfrentarme a las situaciones, y mi cuerpo expresaba exactamente eso: miedo, y el miedo no le mola a nadie.

    Pero al final todo se reduce a que realmente te creas que vales un montón, porque es así, para que aprendas y entrenes unas pocas pautas fáciles para conversar y comportarte. Estas técnicas para aprender a atraer más a los demás, van a seguir una pequeña guía que debes tener en cuenta que te ayude en tu proceso para seducirte a ti mismo y por ende que sean técnicas que ayuden a seducir más a los demás. 

    ¿Te animas a hacerlo? Es sencillo…

    El cuerpo, las manos, la mirada y la voz. Y con eso tendrás entre el 60 y el 93% ganado.

    El cuerpo, las manos, la mirada y la voz

    Y no te olvides de la sonrisa, porque no hay nada más irresistible que una sonrisa tímida, con la boca ligeramente entreabierta y la mandíbula relajada. Es una gran técnica de como aprender a atraer más a los demás. Así que no lo dudes y sonrie todo lo que puedas, porque eso seduce, atrae, despierta entusiasmo y aviva el alma.  

    Sonríe tímidamente y de forma honesta. ¡Es psicología del triunfo!

    Sabiendo esto, con trabajar esas cuatro cosas mejorarás el un 60 – 93% de lo que ven los demás, y con un par de ideas más sobre cómo llevar una conversación, el resto.

    Sólo con eso, mejorarás lo que la gente entiende sobre ti y controlarás ese lenguaje que va más allá de las palabras, y que es lo que realmente llega.

    ¡Empezarás a molar un montón!

    La sonrisa y la atracción

    Los mensajes que envía tu cuerpo.

    En la parte más ciéntifica de esto, están los estudios sobre el cortejo en nuestra especie.

    ¿Cómo se consigue provocar?

    En la década de los sesenta el biólogo Irenaus Eibl-Eibesfeldt realizó el primer estudio del Homo Sapiens sobre el cortejo y los rituales del flirteo a nivel mundial, analizando detrás de un espejo cómo se comportaban las parejas, sin molestarlas. Lo que sería ver hoy First Dates, pero como un espectador que ve más allá de lo que se dicen.

    Después de aquel primer estudio centrado en lo que se ve, se han realizado más estudios sobre el cortejo, pero centrándose en lo que se dice. Mirando cómo se ven afectadas las zonas del habla del cerebro (áreas de Broca y de Wernicke) en todo el proceso.

    ¿La conclusión?

    El 90% de los estímulos no verbales son la clave de nuestro éxito, y podemos mejorar los que enviamos. El lenguaje no verbal del amor es universal, y también vale para las relaciones humanas en general. Amigos, compañeros del trabajo, jefes, clientes, conocidos… Todos. Porque las posturas que ponemos, las expresiones de nuestra cara, y los gestos que hacemos son iguales en todas partes.

    ¿Qué cara de sorpresa pone un esquimal?

    La misma que pondrías tú.

    Unos tips a tener en cuenta son:

    • Toma la iniciativa en los encuentros. Si es un tema de trabajo, la mano firme y calidad.
    • No te acerques demasiado. Lo adecuado para hablar sería la distancia de tu brazo extendido al hombro del otro.
    • No cruces los brazos o las piernas, o parecerá que estás a la defensiva o rechanzando lo que te ofrecen.

    La mirada.

    Para practicar la mirada es importante tener un espejo delante, porque si así practicar será más fácil.

    Para transmitir que tú vales y lo sabes, y así despertar interés, es importante mirar a los ojos levantando un poco el mentón.

    ¡Sin pasarte! Que si te pasas pensarán que vas de prepotente por la vida.

    El punto justo para sacar tu lado más interesante y seductor, mientras miras a los ojos del otro, como si no existiera nada más en este mundo.

    Si tienes delante al jefe, a la jefa, a un cliente o alguien con quien quieras demostrar cierta sumisión o docilidad, mientras miras sólo tienes que ladear un poco la cabeza. Y esto también tiene su parte científica, porque fue Charles Darwin quien ya hablaba de las “muestras de docilidad”. Esos gestos que le dicen al otro que no vas a hacerle daño, y puede confiar en ti.

    Evita mirar por encima de las gafas, muy intensamente o de reojo, porque de hacerlo resultarás poco fiable o desafiante.

    ¿Estás ya con el espejo delantea para saber cómo miras?

    La mirada es un arma seductora

    Cómo usar tus manos.

    Las manos tienen que estar a la vista, porque no tienes nada que ocultar. Si tienes una mesa delante, súbelas para que se vean todo el tiempo. Es importante el proyectarte con tu cuerpo para aprender a atraer a los demás no solo con sus palabras, sino con tu cuerpo, así se comienza a trabajar la seducción 360º.

    No vale estar retorciéndolas, crujiendo los dedos o haciendo cosas raras con ellas, o parecerá que eres una persona tímida e insegura.

    Ahora échate ligeramente hacia delante. Mira con tranquilidad y honestidad, y pon las manos a la vista.

    Recuerda: Sólo tienes que recordar cuánto vales, y transmitirlo con tranquilidad.

    ¡Si hubiera sabido lo fácil que era esto, habría tenido otra adolescencia!

    Las manos junto con la cara, tienen un papel súper importante en la atracción. Desde la psicología, cuando hacemos gestos en los que las palmas de las manos están hacia arriba, parecemos más agradables y amistosos que cuando los hacemos con la palma de mano hacia abajo.

    Así que cuida ese pequeño detalle cuando hables, porque además pensarán que eres más leal, y ganarás en honestidad y sinceridad.

    Evita cerrar los puños, ten las manos siempre a la vista  y no entrelaces los dedos, porque dará sensación de ser una persona agresiva e insegura.

    Si los unes en las puntas formando un triángulo, darás imagen de seguridad y confianza, algo que es buenísimo para citas, jefes y ¡cualquiera que tengas enfrente!

    En los peores momentos, cuando estés de pie y pierdas la seguridad, puedes usar la postura de autoridad para recuperar la confianza. ¿Sabes hacerla? Ahí va: basta con que juntes las manos y las pongas detrás de la espalda.

    ¿A que es súper fácil?

    Pues con ese sencillo gesto notarás como recuperas la confianza en ti, y se notará de lejos. ¡Haz la prueba y verás cómo funciona!

     

    Qué voz poner.

    Cuando empecé a trabajar recuerdo que mi timidez me impedía hablar fuerte, y tenía pánico a equivocarme o decir alguna tontería.

    ¿Qué ocurría entonces?

    Que hablaba tan bajo que nadie me oía y perdía credibilidad.

    Es súper importante controlar el tono de voz para que cuando hables, transmitas seguridad, decisión, claridad… Que todos los que te escuchen piensen que sabes de lo que estás hablando, aunque no tengas ni idea y estés como un flan por dentro.

    Pero, ¿cómo hacerlo?

    Tres tips:

    • No te aceleres hablando. Está bien hablar un poco rápido, pero siempre que no pierdas a la gente porque dejen de entenderte.
    • Usa los silencios. Son súper importantes. Crean expectación e interés.
    • Encuentra el tono adecuado, y proyecta tu voz hacia las personas con las que estés hablando.
    • ¿Y en la parte interesante de tu historia? Ahí sí: aprovecha a subir el tono, y captarás la atención.

    En este caso en lugar del espejo, puedes usar la grabadora del móvil. Sola o en conversaciones (siempre que lo adviertas), puedes grabarte y después analizar cómo suena tu voz, qué pausas haces, la velocidad a la que hablas…

    Seguro que descubres mucho de cómo lo haces, y de lo que quieres cambiar.

    Un tono adecuado seduce

    Cómo proyectar seguridad y confianza para conseguir seducir y atraer

    Habría molado saber todo esto hace unos años, porque realmente mi vida hubiera sido bien distinta.

    Con esos tips habría tenido mucha más chispa y encanto, y sobre todo habría podido elegir más veces, sin estar tan pendiente del qué dirán. Me hubiera sentido una persona más seductora y hubiera atraido más al tipo de persona que a mí me apetecía. 

    ¿Y qué hacer en la primera cita?

    Pues más de lo mismo, porque “nunca tendrás una segunda oportunidad para caer bien” (Groucho Marx). En esa primera cita tienes unas pocas horas para triunfar, y que quiera tener una segunda cita… o que desaparezca para siempre. Vamos, tienes que seducir a esa persona y conseguir atraerla y que conecte contigo. 

    Puede ser una primera cita amorosa, una entrevista de trabajo, un cliente nuevo, tus nuevos suegros… ¡mil situaciones! Lo que está claro es que es súper importante gustar y causar buena impresión a la primera.

    Tienes otro post sobre este tema con todos los detalles y las reglas de oro, pero ahora sólo las líneas generales de por dónde llevar la conversación:

    • Busca lo que os une, lo que tenéis en común, y evita los conflictos o aquello que os separa.
    • Habla con pasión de lo que te gusta, porque nada atrae más que ver la pasión en el otro.
    • Escucha más tiempo del que hables, así demostrarás tu interés. Si tuvieras que medirlo, calcula que deberías escuchar durante más de la mitad del tiempo. Por ejemplo, de 1 hora sólo hablarías 20 minutos y escucharías 40 minutos.
    • Y sobre todo: ríete y disfruta, porque la sonrisa enganchaLa sonrisa no solo engancha, sino que seduce,  es una herramienta que sirve para ataer más a los demás y para sentirte mejor contigo mismo. 
    Reirse y disfrutar

    Diez técnicas de las personas con encanto para aprender a seducir

    A estas alturas del artículo ya tienes los tips necesarios para encandilar y atraer, eso sí: hay que practicarlos y tenerlos presentes.

    ¿Qué más hace la gente que tiene encanto y atrae?

    A continuación te pongo las diez técnicas que son comunes a estas personas, y como dice Emilio Duró: copia a la bestia. Si alguien tiene ese encanto innato, puedes copiarle en su estrategia y avanzar más rápido.

    ¡Copiaselo y hazlo tuyo! Cuando lo hagas tuyo, dejará de ser una simple copia, porque será tu mejor versión.

    Las diez técnicas son las siguientes:

    1. Memoriza el nombre de las personas, o al menos alguno.

    ¿Cómo te sientes cuando alguien no se acuerda de tu nombre?

    Es una sensación desagradable, de sentirse poco importante, ninguneado… No mola nada. Así que una forma de conectar con la gente, es recordar su nombre. Y podemos aprovechar la despedida, para decirle: “Lo he pasado súper bien, Sergio”, y ahí se sentirá especial porque nos acordamos de su nombre.

    1. Haz sentir bien al otro.

    Puedes contarle mil cosas tuyas, pero al menos en las primeras citas, es importante dejar que te cuente cosas.

    Es fundamental que la otra persona se sienta bien en nuestra compañía, para que tenga ganas de repetir.

    Si no le aportamos esto, difícilmente querrá seguir viéndonos.

     

    1. Da la oportunidad de hablar con libertad.

    ¿Por qué? Porque de esta forma la otra persona se encontrará cómoda para decirte todo cuanto se le pase por la cabeza.

    La mejor forma de hacerlo es con preguntas abiertas:

    “¿Y cómo viviste la ruptura?” Con esa pregunta tan general puede contarte lo que quiera, o no contarte lo que no le apetezca.

     

    1. Escucha con atención y sin interrumpir.

    Porque se sentirá mejor al ver que te interesa lo que te está contando.

    Eso es algo que engancha muchísimo, porque a todos nos gusta que nos escuchen y nos haga sentir que somos importantes.

     

    1. Habla de igual a igual.

    Sin sentirte ni mejor ni peor, ni más ni menos que el otro.

    Además puedes aprovechar para meter alguna frase hecha del tipo:

    “Como has dicho antes, también yo… ”

    “Comparto tu idea de… “

    “Sí, tengo la misma opinión en cuanto a… “

     

    1. Habla de temas interesantes para el otro.

    Preguntas que molen.

    Respuestas sinceras.

    Sin miedo a decir lo que piensas o lo que sientes.

    Siendo honestos.

     

    1. No te quejes ni critiques.

    Pocas cosas aburren tanto como alguien que está quejándose, o hablando de otros. Usa tu energía en cosas interesantes, y cuéntaselas al otro con la pasión que para ti tienen.

    Serás mucho más irresistible.

     

    1. Para seducir al grupo, gánate al líder.

    ¿Cómo reconocer quién lo es? Párate un momento a observar hacia dónde están mirando la mayoría de la gente del grupo (la punta de sus pies te dará la pista).

     

    1. No juzgues.

    ¿De verdad que dejaste tu curro? ¡Qué locura! Con lo que ganabas allí, hay estar mal de la cabeza…

    Con ese comentario será complicado que quiera verte más veces, sin embargo, hay otras opciones donde no se juzga, por ejemplo:

    Debió ser una decisión difícil porque el sueldo era bueno, pero seguro que tomaste la mejor decisión en aquel momento. ¡Felicidades por ser tan valiente!

    La misma situación. Muy distintas formas de opinar.

     

    1. Cita a otro para respaldar tu argumento.

    ¡Eh! Esto no lo digo yo, lo dice Winston Churchill, por ejemplo… Y a partir de ahí parece que lo que dices tiene más peso, porque está abalado por alguien importante que sabe del tema.

    Eso sí, ¡que sea verdad!

    Conclusión

    Vamos a repasar todo lo que has aprendido en este artículo.

    En primer lugar, has aprendido que, aunque un 50% de la capacidad de atraer y gustar es innato, hay otro 50% que puedes trabajar y mejorar para ser más irresistible.

    Has visto qué es importante para conseguir mejorar ese 50%: mirada, voz, gestos, postura, manos. Un poco de entrenamiento en la línea que has aprendido y la mejora será espectacular.

    También has aprendido que para gustar tiene que haber pasión y honestidad, y hacer que el otro se sienta bien. Ahí también has visto unas cuantas líneas que seguir.

    Y por último has llegado a una lista con las diez técnicas comunes a las personas con encanto.

    Con risas, humor, honestidad, y pasándotelo bien en todo momento, te aseguro que vas a atraer y a levantar pasiones en la gente, porque pocas cosas molan más que la pasión del que está divirtiéndose y vibrando.

    Y no dudes en atraer, en que te atraigan otras personas y haz uso de cada una de las técnicas que existen para atraer más a los demás. En disfrutar de la verdadera seducción, en gustar más por quién eres y no por lo que otros quieren que seas. Así que querido mío, seduce, liga, atrae, comparte y conmuevete. 

    ¡Adelante! Que la psicología del triunfo te acompañe…

    Si este artículo te ha parecido interesante y guay, haz clic en alguna de las redes sociales de abajo para compartirlo y ayudarnos a llegar a más gente. Y sobre todo no dudes en utilizar lás técnicas para aprender a atraer más a los demás y utilizarlas en tu día a día. 

    Y así lo hemos contado, nuestro artículo «Las 10 técnicas para aprender a atraer más a los demás o a la persona que te gusta, avaladas por la ciencia en 2019» quiere tener la finalidad de poder ayudar a los demás y conmover al mundo. 

     

    ¡Mil gracias de antemano!

    ¡Compártelo!